Economía

El primer día del plan de ahorro en España se salda con un incremento de consumo eléctrico

La demanda de gas también fue superior a la del día anterior

La Catedral de Santiago de Compostela con un foco de luz alumbrando su fachada, a 9 de agosto de 2022, en Santiago de Compostela, A Coruña, Galicia (España)

La Catedral de Santiago de Compostela con un foco de luz alumbrando su fachada el 9 de agosto de 2022.

España deberá ponerse las pilas para ahorrar energía. El día que los bares, restaurantes, comercios y edificios públicos debían regular la temperatura a 27º (25º en el caso de la hostelería), el consumo eléctrico no solo no descendió sino que se incrementó en las principales franjas horarias del día.

El 10 de agosto, a pesar de la oposición de numerosas Comunidades Autónomas que pidieron la retirada del Real decreto aprobado la semana pasada, echó a andar la nueva normativa. Pese a que el Gobierno insiste en que el apagado de los escaparates no era obligatorio hasta la noche del miércoles, lo cierto es que el gran ahorro procede del uso de los aires acondicionados y, por el momento, los números indican que no se han cumplido las exigencias impuestas por Moncloa.

Y es que, la demanda eléctrica no menguó durante la primera jornada con el plan de ahorro vigente. Por ejemplo, a las diez de la mañana -coincidiendo con la apertura de gran parte de la hostelería y de los negocios- la demanda fue superior a la del 9 de agosto. En concreto, se consumieron 32.207 Gwh frente a los 31.628 del martes en esa franja.

Lo mismo ocurrió a las 14:00, en pleno rendimiento de los restaurantes, bares y otros establecimientos de la hostelería. Muchos de los comercios cierran sus puertas a esas horas para descansar hasta la tarde. Pero ni con esas, la electricidad demandada también fue superior a la del martes. Durante esa hora el sistema eléctrico mandaba a hogares y empresas un total de 36.214 Gwh frente a los 35.153 del día de antes. Es decir, que se consumían unos 1.000 Gwh más que 24 horas antes del decreto, según los datos extraídos de Redeia.

Pasadas las 18:30 horas de la tarde, el sistema eléctrico tampoco tuvo una tregua. Una vez más, los gigavatios que demandaban empresas y hogares era ampliamente superior al de la jornada anterior (33.707 del martes frente a 34.391 Gwh del miércoles).

Cuando marcaban las 22:00 horas del miércoles y el apagón de los escaparates se hacía efectivo en toda España, el consumo eléctrico se disparaba hasta los 34.162 Gwh, mientras que 24 horas antes no se llegaba a los 33.300 Gwh. Es decir, que a pesar de que se apagaran los mostradores que colindan con las calles se seguía demandando más electricidad que el martes.

Fuentes del sector energético recalcan que «si bien es pronto para sacar conclusiones porque solo han pasado 24 horas» hay que «insistir en la necesidad de educar a la sociedad de la importancia de cumplir con la normativa si queremos ver reducido el consumo eléctrico».

A su vez, indican que la «prolongada ola de calor» no ayuda a que «ni las empresas ni los hogares» demanden menos electricidad y achacan a las altas temperaturas parte de la culpa de estos picos. No obstante, recuerdan que «si se hubiera aplicado bien la normativa» el consumo eléctrico «hubiera menguado considerablemente» algo que, «lamentablemente, no sucedió».

Fuentes de Redeia (antigua Red Eléctrica) apuntan que «la estacionalidad» es un factor determinante para poder sacar «conclusiones». No obstante, fuentes del sector eléctrico insisten en la idea de que en caso de haberse aplicado correctamente las restricciones sí se hubiera notado el consumo eléctrico.

Mayor consumo de gas

El Real decreto aprobado este agosto se hizo, sobre todo, para reducir el consumo de gas. Como es sabido, gran parte de la electricidad consumida en nuestro país es generada con los ciclos combinados. De hecho, esta tecnología supone en torno al 25% del total.

Con todo, y con datos provisionales a cierre de esta noticia, la demanda de gas también fue superior que a la de la jornada anterior. En concreto, Enagás preveía una demanda de 1.036 Gwh del miércoles frente a los 1.017 del pasado martes.

Gran parte del consumo del gas se destinó a generar electricidad. Según el gestor gasístico se utilizaron unos 646 Gwh este miércoles frente a los 637 requeridos el martes para enchufar hogares y empresas.

CEOE pide apoyo a la industria

La Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) pidió este miércoles al Gobierno «mecanismos de apoyo» a la industria en su conjunto y, en especial, a la del gas y la electrointensiva, tanto en el aumento del importe de las ayudas como en el del número de sectores que puedan recibirlas, como ha informado en un comunicado.

La patronal, ante las medidas de ahorro energético impulsadas por el Ejecutivo, también demanda más diálogo con los sectores empresariales afectados por las medidas energéticas y su participación en el diseño de estas políticas que impactan en su actividad y en sus costes.

Te puede interesar

Comentar ()