Economía

Las antiguas cajas quieren que los partidos de la oposición tumben el impuesto a la banca en el Congreso

Representantes de los bancos y de las asociaciones bancarias en su reunión con la vicepresidenta Calviño para presentar el impuesto

El impuesto de la banca no ha sido bien recibido por el sector. Las patronales bancarias ya han dejado claro que el gravamen encarecerá el crédito y perjudicará a la economía. Además, reiteran que los beneficios “extraordinarios” que apuntan como motivo del impuesto no son así. Por ello, desde Ceca (la patronal de las antiguas cajas de ahorro) quieren que los partidos de la oposición presenten una enmienda a la totalidad que tumbe el impuesto.

“Nos gustaría que prosperase una enmienda a la totalidad o de supresión del impuesto", ha señalado Juan de Villota, director de la asesoría fiscal de Ceca. Pero ha añadido que desconocen cuáles se van a llevar a cabo o cuáles van a presentar los grupos. Asimismo, Ceca ha asegurado que “hay elementos muy conflictivos” como la prohibición de trasladar el impuesto a los productos y servicios.

Además, ha matizado que desde la asociación no pueden promover ningún recurso, ya que tienen que ser los grupos políticos quienes lo hagan, ni tampoco empezar un trámite jurídico, ya que en este caso tiene que ser cada entidad la que lo realice una vez que se haya liquidado la primera parte del impuesto, que previsiblemente será en febrero.

El Congreso aprobó este martes la admisión a trámite de este impuesto (y el de las energéticas) y ahora es el momento de las enmiendas. Por ello, De Villota apunta que es pronto para hacer una valoración “porque el impuesto puede sufrir modificaciones, por lo que es prematuro”. Estamos ante un impuesto y no una prestación patrimonial. Sabemos que se van a presentar muchas enmiendas. El director de la asesoría fiscal de Ceca ha reiterado que los canales de comunicación están abiertos, ya que siempre se han situado dispuestos al diálogo.

La asociación de cajas y bancos ha presentado este miércoles el informe del impacto económico y fiscal de las entidades que conforman Ceca. Según los datos proporcionados, los bancos de Ceca pagaron en 2021 un total de 2.674 millones de euros, lo que supone el 48,76% de los beneficios, una cifra menor que la de 2020 (53,32%), porque los resultados han sido mejores. En total, la contribución fiscal fue de 5.246 millones de euros en 2021, la más alta de su historia y suma los impuestos soportados y los 2.572 millones de impuestos recaudados.

De estos últimos, destacan los 1.149 millones de retenciones practicadas sobre sueldos de empleados y los 832 millones sobre rentas de instrumentos financieros.

El impuesto a la banca de Pedro Sánchez supondría aumentar la ratio de los impuestos pagados hasta el entorno del 54-55%, aunque han matizado que son hipótesis y un cálculo muy preliminar, ya que dependerá del beneficio del 2023 y del 2024, porque se está haciendo con las cifras actuales, no se ha hecho una proyección de esos resultados. Es decir, que el gravamen supondría aumentar en 6 puntos la situación actual.

Una de las razones de la imposición de este gravamen es que la banca va a tener beneficios extraordinarios provenientes de la subida de tipos por parte del Banco Central Europeo (BCE). Ante esta afirmación, desde Ceca aseguran que no hay una correlación directa entre la subida de tipos y los beneficios de las entidades.

Todas las claves de la actualidad y últimas horas, en el canal de WhatsApp de El Independiente. Únete aquí

Te puede interesar