Economía | Finanzas

El efectivo continúa siendo el método favorito de pago en España, pero cae su uso

La disminución de su uso se debe al aumento de la compra online y a un cambio de hábitos

Una persona saca dinero de un cajero de una entidad bancaria.

Una persona saca dinero de un cajero de una entidad bancaria. EFE/Emilio Naranjo

En 2022, el efectivo vuelve a ser el medio de pago más utilizado en España para las compras en comercios físicos y los pagos entre particulares, si bien se observa una disminución con respecto a 2019. En concreto, el porcentaje de compras que se realizan con efectivo se sitúa en el 66% en 2022, frente al 83% de 2019.

Según un informe del Banco de España, la disminución del uso del efectivo viene motivada principalmente por dos factores: en primer lugar, por el aumento de las compras online, que limita las posibilidades de uso de este medio de pago, y, en segundo lugar, por un cambio en los hábitos de pago de los consumidores, que han incrementado el uso de medios digitales en sus compras.

Con respecto a las características sociodemográficas, las personas de mayor edad utilizan el efectivo con más intensidad, si bien es reseñable que, en los últimos años, el uso de medios de pago digitales para las compras presenciales entre los mayores ha aumentado de forma semejante a lo observado en otros grupos de edad, lo que indicaría que el proceso de digitalización “no es ajeno a parte de este segmento de la población”. También resulta significativo que el uso del efectivo entre la población con diferentes niveles educativos haya convergido hacia niveles semejantes, pero inferiores, a los observados en 2019.

Los pagos recurrentes (alquiler, hipoteca, recibos del hogar o impuestos, entre otros) se realizan de forma mayoritaria a través de domiciliaciones, a excepción de aquellos relacionados con el transporte, para los cuales el pago con tarjeta es el medio más habitual. En definitiva, se observa una transformación en la forma en que los ciudadanos realizan sus pagos, con un incremento de la digitalización que responde, en parte, a una mayor facilidad en el uso de este tipo de métodos de pago. En este contexto, es importante señalar que el efectivo continúa desempeñando un papel muy relevante, al ser utilizado de forma amplia y generalizada.

El 66% de las compras no recurrentes en comercios físicos sigue realizándose con dinero en efectivo, aunque el porcentaje registra una caída significativa desde el 83% de 2019. Por importe, el 51% se realiza con efectivo, especialmente para compras de un importe inferior al de los pagos con tarjeta, con un importe medio de 22,6 euros en efectivo, frente a un importe medio de 38 euros con tarjeta.

El segundo medio de pago más utilizado es la tarjeta bancaria, que interviene en el 28% de las compras, lo que supone un aumento de 13 puntos porcentuales con respecto a 2019, y concentran el 36,8% del importe. El Banco de España destaca el aumento de los pagos con aplicaciones móviles, que en 2019 era residual, mientras que en 2022 representa el 3,7% de los pagos totales en comercios físicos.

Bizum crece con fuerza

A pesar de que todavía el 71% de los pagos entre particulares se realiza en efectivo, su peso también ha caído con fuerza respecto a 2019, en 20 puntos porcentuales. Por importe, los pagos en efectivo suponen un 55% del total frente al 74% en 2019. No obstante, hay que destacar el aumento de pago entre particulares con aplicaciones móviles como Bizum, que ya supone el 13% del total. También se realizan pagos mediante transferencias bancarias, que suponen un 8,5% de las operaciones.

La disminución del número de pagos en efectivo estaría relacionada con la pandemia y con una mayor facilidad para realizar este tipo de pagos de forma digital gracias, entre otras, a nuevas formas de pago, como Bizum. «La pandemia causada por el Covid-19 podría haber acelerado una tendencia que se viene observando ya desde hace años, de manera que, en la actualidad, hay un mayor porcentaje de compras que se realizan online y, en líneas generales, un menor uso del efectivo que en 2019», ha añadido el organismo.

Te puede interesar

Comentar ()