Empresas

Ericsson se opone a la exclusión de Huawei del 5G ante un posible retraso en el despliegue de la red

Según el gigante sueco esta medida restringe la libre competencia provocando además un retraso en el despliegue de esta nueva tecnología

Entrada de la sede de Ericsson en Estocolmo, Suecia.

Entrada de la sede de Ericsson en Estocolmo, Suecia. EP

El director ejecutivo de Ericsson, Borje Elholm, ha criticado la decisión de Suecia de excluir a Huawei de sus redes de telecomunicaciones 5G. Las autoridades suecas argumentan esta medida restringe la libre competencia y comercio provocando un retraso en el despliegue de esta nueva tecnología. La medida se concretaba en la prohibición a los operadores suecos de usar productos Huawei o ZTE en sus nuevas instalaciones 5G.

Además se retirarían sus equipos de su infraestructura existente para las funciones básicas para el 2025, alegando cuestiones de seguridad. Las declaraciones del director de Ericsson se han realizado paralelamente a la apelación por parte de Huawei contra esta prohibición que fue realizada por las autoridades suecas. Estas apelaciones ya han tenido como resultado la paralización por parte del organismo regulador de las telecomunicaciones de Suecia de la subasta de espectro de 5G prevista para este mes.

Borje Ekholm ha afirmado que es «importante que se revisen ese tipo de decisiones» y ha añadido que Ericsson y Suecia se basan en el libre comercio. «Es importante que tengamos mercados abiertos y libre competencia», ha asegurado. Asimismo destaca que las redes móviles son una cuestión de seguridad nacional y que «cada vez lo serán más». Ericsson y la finlandesa Nokia son los mayores competidores de Huawei. Sin embargo el grupo sueco tiene un negocio relativamente grande en China.

Por esta razón, algunos analistas han sugerido que podría tratar de protegerlo, negándose a alinearse con Estocolmo. Ekholm ha señalado que, si bien Ericsson compite «intensamente» con Huawei, también colaboraba con ellos en la creación de los estándares del sector. Igualmente, el director de Ericsson ha argumentado que el enfoque político en Europa debería ser el despliegue de 5G lo más rápido posible. «Ralentizar el despliegue de 5G es un riesgo para la economía. Europa corre el riesgo de quedarse atrás otra vez», ha subrayado.

Comentar ()