Pablo Casado, presidente del Partido Popular, ha arropado este sábado a Carlos Mazón como nuevo líder regional valenciano. En su discurso de clausura del Congreso, ha llamado «cobarde» al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, por su plan de indultos a los independentistas catalanes.

Casado ha remarcado su «compromiso» con la Comunidad Valenciana para reformar el modelo de financiación autonómica si accede al Gobierno, «garantizar que haya agua para todos» en el trasvase Tajo-Segura, terminar el Corredor Mediterráneo y velar por la «libertad lingüística».

Casado ha arropado el nombramiento del nuevo presidente autonómico del PPCV, Carlos Mazón, durante el XV Congreso de la formación, al que también han acudido el secretario general, Teodoro García Egea; el portavoz nacional y alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida; el presidente de Murcia, Fernando López Miras; y el exportavoz de Cs en Les Corts y recién nombrado director de la Oficina del Español de la Comunidad de Madrid, Toni Cantó, informa Europa Press.

El presidente de la Diputación de Alicante, Carlos Mazón, ha sido proclamado presidente del PP de la Comunitat Valenciana (PPCV) con el 99,6 % de los 847 votos emitidos, con solo tres votos en blanco.

Mazón ha lanzado un mesaje al presidente valenciano, el socialista Ximo Puig: «Por favor, no te reúnas más con tus compañeros de partido porque empeoras más las cosas. Convoca las elecciones cuando lo consideres oportuno, que estaremos preparados. Quédate quieto, para ya”.

«El cambio es imparable. Se acaba el tiempo de la división y el ninguneo a la Comunitat», ha sentenciado Mazón.

Por su parte, Casado ha agradecido el trabajo de la presidenta saliente del PPCV, Isabel Bonig, «una gran española», de «principios» y «mujer valiente»; también ha dado la «enhorabuena» al nuevo presidente del PPCV, Carlos Mazón, «un político de raza» que, ha asegurado, será el próximo presidente de la Generalitat, porque «ya hace falta que se ponga en órbita esta tierra». También ha felicitado a la nueva secretaria general del PPCV, María José Catalá, que «va a ser la nueva alcaldesa del ‘cap i casal’ y va a estar a la altura de la gran Rita Barberá».

Casado ha acusado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, de ser un «cobarde» por haberse vendido con los indultos a los políticos independentistas catalanes, únicamente para mantenerse en la Moncloa unos meses.

El líder popular ha reprochado a Sánchez que califique los indultos de «valentía», cuando, según ha dicho, «solo han servido para pagar su investidura y sus presupuestos», y ni siquiera «han bastado para pagar lo que queda de legislatura», informa Efe.

Se ha preguntado si valentía es engañar a los ciudadanos; incumplir el código ético del PSOE; ir contra el Tribunal Supremo, contra 14 resoluciones de la Fiscalía y el Tribunal de Cuentas; o ir contra el derecho internacional, el criterio europeo y contra la Constitución.

«Son muy cobardes y por estar en la Moncloa unos meses más han vendido todo lo que habían prometido en campaña y lo que había definido la transición, la concordia y la Constitución», ha lamentado.

«El silencio de los corderos»

Para Casado, «los españoles no merecemos un Gobierno que nos mienta», y ha criticado al PSOE, que este sábado «se reúne en un comité federal que era el silencio de los corderos, siendo cómplice con la rendición y la defensa de nuestro marco constitucional, nuestra legalidad, y la igualdad de todos los españoles».

Ha afirmado que los únicos efectos que están teniendo los indultos es que en «Waterloo se reúnan los golpistas con Puigdemont», que Oriol Junqueras se reuniera en Suiza «con la que dice que en España no se garantizan los derechos cívicos».

También, que el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, dijera que «está con la cabeza bien alta y con más fuerza que nunca para defender la independencia y la amnistía», y el presidente de Òmnium, Jordi Cuixart, afirmara que «habían derrotado España y que se veía la debilidad del Estado».

«¿Esos son los efectos que ve Sánchez con la política de indultos? Que no nos engañe más. Los indultos solo han servido para pagar su investidura y sus presupuestos, ni siquiera han bastado para pagar lo que falta de la legislatura y por eso están hablando del referéndum», ha afirmado el líder del PP.

Casado ha augurado que si los independentistas obligan a Sánchez, «habrá un referéndum que romperá la igualdad de los españoles y la unidad nacional», pero ha advertido de que el PP no lo va a consentir.

El presidente de la Diputación de Alicante, Carlos Mazón, proclamado presidente del PP de la Comunitat Valenciana (PPCV) con el 99,6 % de los 847 votos emitidos

En su intervención, el líder de los populares ha lamentado también que «el Gobierno nos engaña con las pensiones» y ha asegurado que al ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, «no dijo la verdad, que el problema de las pensiones lo van a pagar los ‘baby boomers’, quienes construyeron el Estado del bienestar».

«Dice que las pensiones se garantizan con el nuevo acuerdo y sacan 20.000 millones de los impuestos para pagarlas, pero eso no es sostenerlas. Es otro engaño», ha denunciado.

Ahora -ha continuado- «amenazan con la derogación de la reforma laboral que creó dos millones de empleos en España, lo contrario de lo que dicen en Europa. Nosotros creemos que este Gobierno que miente y engaña ya no tiene agenda para España».

En referencia a la reforma de la Ley de Seguridad Nacional que prepara el Ejecutivo, Casado ha apuntado que «podrá ser movilizado todo mayor de edad en caso de un problema nacional, pero seguimos sin una ley de pandemias, no sabemos qué pasa con los rebrotes de la variante Delta o con las administraciones que quieren imponer cuarentenas».

Ha continuado con referencias a los récord en el precio del fluido eléctrico o de la gasolina para señalar que «Sánchez nos sale demasiado caro».