Castilla y León | España

Francisco Igea 'se pone la bata' y pide el voto en Castilla y León para un Ciudadanos malherido

El candidato de Ciudadanos en Castilla y León, Francisco Igea.

El candidato de Ciudadanos en Castilla y León, Francisco Igea. TWITTER

La campaña en Castilla y León ya ha arrancado y los partidos se han puesto en marcha para enfrentarse a unas elecciones que abren el ciclo político nacional. Y Ciudadanos se juega mucho en estos comicios. Desaparecer en Castilla y León, donde consiguieron en las últimas autonómicas 13 procuradores, implicaría un disparo mortal a una formación ya malherida. Por eso, el candidato a la Junta por la formación naranja ‘se ha puesto la bata’ para afrontar una campaña crucial. Francisco Igea es médico especialista en aparato digestivo, y ha utilizado esa baza para convencer al electorado de centro que su equipo está repleto de gestores frente a la «corrupción» del PP.

«Si crees que el PP va a luchar contra la corrupción. Si crees que Podemos o el PSOE van a bajarte los impuestos o a generar oportunidades. Si crees que PP y Vox van a defender tus libertades (…) Si de verdad lo crees entonces no nos votes», manifiesta el ex vicepresidente de la Junta, que hace un llamamiento a combatir el «bipartidismo» desde las instituciones. Los naranjas apuestan por «el valor de la palabra» como lema político frente a PP y Vox por un lado y frente a Podemos y PSOE por el otro.

El ex vicepresidente de la Junta se enteró de su cese y de la convocatoria de elecciones por parte de su socio y presidente de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, cuando estaba en la radio. «¿Qué cojones piensas de tu población?», arremetió en directo, acusando al popular de «traición» y de convocar elecciones por puro interés partidista para evitar, además, el calendario judicial que acorralaba al PP regional. Mañueco convocó las elecciones por temor, según manifestó, a una moción orquestada por PSOE y Ciudadanos contra su persona, un escenario que ambas fuerzas rechazaron.

Conseguir representación el 13-F resulta una incógnita para Ciudadanos. Algunos sondeos le dan una fuerza de hasta 2 procuradores, pero otros tantos advierten que desaparecerán también en Castilla y León. Los de Arrimadas son optimistas y aseguran atisbar una tendencia «ascendente» en sus cálculos internos que, con la fragmentación del escenario político, les podría hacer «determinantes» en la región.

Te puede interesar

Comentar ()