Economía | España

Euskadi ve cerca la gestión de la Seguridad Social tras el traspaso del IMV: "Nada es intocable"

La ministra de Política Territorial, Isabel Rodríguez, y la consejera de Gobernanza del Ejecutivo vasco, Olatz Garamendi.

La ministra portavoz, Isabel Rodríguez, y la consejera de Gobernanza vasca, Olatz Garamendi. IREKIA

El traspaso del régimen económico de la Seguridad Social a Euskadi está más cerca. Así al menos lo ve el Ejecutivo de Urkullu que hoy ha asegurado que el acuerdo para asumir la competencia de gestión del Ingreso Mínimo Vital (IMV) alcanzado la semana supone un paso relevante en ese aspecto. La consejera de Autogobierno, Olatz Garamendi, ha afirmado que este acuerdo, que próximamente se oficializará en el seno de la Comisión Mixta de Transferencias, ha demostrado que «nada es intocable». Ha señalado que el acuerdo evidencia que «no se rompe nada».

Durante su comparecencia tras el Consejo de Gobierno, Garamendi ha destacado que la asunción de esta materia por parte de Euskadi «es un gran paso en la descentralización de la Seguridad Social» y sitúa más cerca la asunción del régimen económico de la Seguridad Social en Euskadi. Recuerda que se trata de una competencia recogida en la disposición transitoria quinta del Estatuto de Gernika de 1979 y que incluso el calendario de transferencias pactado con el Ejecutivo Sánchez contempla el desarrollo de «estudios» para su transferencia.

La consejera ha afirmado que ceder el IMV a Euskadi no ha supuesto «romper nada» y de igual modo sucedería con el cumplimiento del régimen económico reconocido en el Estatuto.

Hasta ahora el País Vasco llevaba a cabo la gestión del IMV por una encomienda de gestión. Desde el momento en el que se firme el acuerdo, aún sin fecha, lo hará de modo integral. Así, será el Servicio Vasco de Empleo, Lanbide, el que llevará a cabo la tramitación, reconocimiento y pago de esta ayuda, que posteriormente será compensada por el Estado.

Descuento de 187 millones en el Cupo

Lo hará a través de un descuento en el Cupo anual. Se estima que el 6,24% que le corresponde a Euskadi equivale a 187 millones de euros. A partir de ahora, el siguiente paso será dar soporte normativo pleno al «engarce» de esta ayuda con la que ya existe en Euskadi, la Renta de Garantía de Ingresos (RGI). Ambas prestaciones convivirán de modo complementario.

Garamendi ha señalado también que el acuerdo en torno al IMV pese a llegar «con 16 meses de retraso» supone «un punto de inflexión». Ha avanzado que el Gobierno vasco ya no se quedará más «a esperar» al Ejecutivo central y actuará de modo proactivo. En este sentido, ha anunciado que se han remitido propuestas de traspaso de materias aún pendientes «para comenzar a negociar a partir de ellas».

El ejecutivo vasco quiere acelerar el cumplimiento del calendario acordado para el desarrollo íntegro del Estatuto vasco y que inicialmente contempló transferir todas las materias antes de finales del año pasado. Por ahora, son numerosas las materias pendientes. Los borradores remitidos hacen referencia a aspectos como la competencia en ferrocarriles de cercanías o materias relacionadas con la cinematografía.

Te puede interesar

Comentar ()