Madrid | Salud

La llegada de turistas franceses a Madrid se ha cuadruplicado desde enero

En el Puente de San José había casi 9.000 turistas galos entre Madrid y Barcelona, según datos de la empresa Kido Dynamics

La llegada de turistas franceses a Madrid se ha cuadruplicado desde enero

Varias personas disfrutan de una terraza abierta en el centro de Madrid Tamara Rozas / Europa Press

Hartos de no poder disfrutar de un restaurante o una reunión con amigos debido a las restricciones por el coronavirus, muchos franceses han optado en las últimas semanas por viajar a España. «Para beber alcohol, comer tapas y la fiesta», decía una turista a las cámaras de Telemadrid nada más aterrizar en Barajas.

Madrid, prácticamente una excepción en Europa por mantener la hostelería abierta pese al alto índice de contagios, es el destino español que más ha incrementado la afluencia de turistas franceses desde que empezó el año. El fin de semana del 9 y 10 de enero llegaron 1.000 galos a la Comunidad de Madrid, mientras que en el Puente de San José había más de 4.000, según los datos que ha recogido la empresa de Big Data Kido Dynamics. Es decir, en diez semanas se ha cuadruplicado el número de turistas franceses en la capital.

Loading…

Sin embargo, Madrid no es la «meca» del turismo francés en España. Por delante está, por ejemplo, la provincia de Barcelona. Los datos han aumentado en menor porcentaje, pero los números totales son mayores que en la capital. En el primer fin de semana de enero, cuando faltaban días para que acabaran las vacaciones, se contabilizaron más de 3.000 viajeros franceses en Barcelona.

Después hubo dos meses con datos estables (visitas de entre 1.500 y 2.000 semanales), pero en los dos últimos fines de semana, la afluencia se ha disparado: el fin de semana del 14 de marzo hubo más de 3.500 franceses en la Ciudad Condal y en el Puente de San José se superó la barrera de los 4.500.

Loading…

Otra zonas de España analizadas por Kido Dynamics también muestran un aumento importante desde mediados de enero. En Islas Baleares y en Islas Canarias la curva de llegada de franceses va en constante aumento en las últimas semanas y en los dos archipiélagos el pico está en el Puente de San José. En Baleares hubo más de 600 viajeros galos en último fin de semana frente a los apenas 200 de mediados de enero, mientras que en Canarias aterrizaron casi 5.000 en el puente, por los 2.000 de hace tres meses.

Loading…

La empresa Kido Dynamics, propiedad de dos españoles afincados en Suiza, trabaja con operadores de telefonía y recogió estos datos a raíz del uso que hicieron los franceses de su teléfono móvil una vez pisaron suelo español. «Son datos muy fiables porque prácticamente todo turista hoy en día utiliza el móvil», explica el CEO Ignacio Barrios.

En la empresa, especialistas en Big Data, trabajan con un operador de Francia, por lo que luego tienen que extrapolar los datos de la muestra que recogen. «Es algo parecido a los que hacen Sigma2 o Metroscopia con las encuestas que hacen en España». En todos los gráficos se observa cómo la llegada de turistas franceses ha ido aumentando según pasaban las semanas y cómo el número crecía en los fines de semana.

Francia desaconseja los viajes de ocio a España

La afluencia de franceses en España durante el Puente de San José coincidió además con el inicio de un nuevo confinamiento en gran parte del país galo y la curva de contagios dibujando el inicio de una nueva ola. El lunes, además, marcó un nuevo récord de ingresados en cuidados intensivos en lo que va de año, con 4.548 pacientes, y el dato de contagios diarios rozó los 16.000.

Y los datos no tienen visos de mejorar. Una encuesta del instituto demoscópico Odoxa ponía en evidencia que un 47 % de los habitantes de los 16 departamentos confinados asumían abiertamente que incumplirán las nuevas reglas.

Mientras tanto, los franceses siguen viajando en busca de ocio, pese a que el Gobierno ha recordado que los viajes no esenciales están «estrictamente desaconsejados» y ha lanzado un llamamiento a limitar al máximo los desplazamientos de ocio a España. «Apelamos a limitar al máximo los viajes no esenciales, así como al respeto de las reglas de restricción dictadas por las autoridades competentes en los lugares de destino», señalaron fuentes diplomáticas francesas a la agencia EFE. Ahora mismo, cualquier turista francés que quiera entrar en España necesita presentar únicamente una PCR negativa realizada 72 horas antes en origen.

«Turismo de borrachera»

El hecho de que el Gobierno de España pida solo una prueba en origen, sumado al buen tiempo y a las escasas restricciones a la hostelería, han convertido a Madrid en uno de los destinos preferidos de los franceses. Con las elecciones regionales dentro de un mes, la oposición a Isabel Díaz Ayuso hizo el martes campaña en contra del «turismo de borrachera».

«Hay un problema de primer orden de convivencia promocionado por Ayuso que es el turismo de borrachera», señaló Mónica García, cabeza de lista de Más Madrid. «Mientras a los madrileños se nos está pidiendo responsabilidad y no estamos pudiendo ir a ver a nuestros familiares, en el piso de al lado nos montan fiestas ilegales».

Rita Maestre, compañera de Mónica García en el partido de Errejón, añadió: «Madrid es hoy una ciudad que es la excepción de Europa, una ciudad donde la gente viene a hacer lo que no puede hacer en sus lugares de origen. Eso es malo para Madrid, para su turismo y para su imagen. Al alcalde y a la presidenta solo les falta repartir flyers para las fiestas ilegales».

Comentar ()