El Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos ha informado que Irma es ya oficialmente el huracán de más intensidad jamás registrado en el Océano Atlántico. El huracán que ha sido calificado como ” muy peligroso” tiene un recorrido probable muy cercano a las islas del Caribe, pasando por la costa de República Dominicana y Haití, pudiendo llegar, el fin de semana, a los cayos de Florida o la isla de Cuba.

Irma muestra vientos sostenidos de 297 kilómetros por hora, que le incluyen en la categoría 5 de la escala de huracanes, que pueden causar serios daños, lluvias torrenciales y fuertes inundaciones. Tras pasar sobre las Islas de Barlovento, en las pequeñas Antillas, Irma se abate sobre Puerto Rico, en dirección a la costa norte de la República Dominicana, Haití y Cuba, desde donde alcanzaría Florida el fin de semana.  La Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOOA, en sus siglas en inglés) que está haciendo seguimiento al huracán, ha calculado que la probabilidad de que Huracán Irma afecte República Dominicana y Haití es de 40% y a Cuba de 20%.

En su cuenta de Twitter, Eric Blake, experto del NHC destaca que nunca antes un huracán de esta potencia y dimensión se había visto en la cuenca del Atlántico, y que se asemeja más bien a un supertifón de los que se generan sólo en la inmensidad del Océano Pacífico.

Irma es el cuarto huracán de la temporada ciclónica en el Atlántico y alcanza vientos máximos sostenidos de más 240 kilómetros por hora y se mueve a 22 kilómetros por hora, indicó el NHC en un boletín especial.