Inteligencia artificial & Ciencia

Al menos 218 muertos en el terremoto de México, uno de ellos español

logo
Al menos 218 muertos en el terremoto de México, uno de ellos español

Resumen:

Un terremoto de magnitud 6,8, según las primeras mediciones, ha azotado este martes el centro de México. El epicentro se ha localizado a siete kilómetros al oeste de Chiautla de Tapia, en el central estado de Puebla.

Este movimiento sísmico se produce apenas una semana después del terremoto que sacudió la costa de Chiapas, cuya magnitud alcanzó los 8,2 y acabó con la vida de casi un centenar de personas. Coincide, además, con la conmemoración del 32 aniversario del seísmo de 1985, que provocó la muerte de más de 12.600 personas en la capital del país.

Las autoridades de México han rebajado a, al menos, 218 muertos el número de muertos por el terremoto de 7,1 grados en la escala de Richter que sacudió este martes con violencia el centro del país y que también destruyó un puente que comunica la capital con Acapulco. Entre todas las víctimas, Exteriores ha confirmado que se encuentra un español y que está tratando de localizar, todavía, a otra decena.

El coordinador nacional de Protección Civil, Luis Felipe Puente, ha confirmado la muerte de 97 personas en la capital, Ciudad de México, que se ha convertido así en la más afectada por el seísmo en cuanto al número de fallecidos. Entre ellos, una veintena de niños de una escuela de primaria que se ha destruido.

En una entrevista concedida a Imagen Televisión, ha indicado que otras 55 personas han muerto en el estado de Morelos, a las que hay que sumar 32 muertos en el estado de Puebla, nueve en el estado de México y uno en el estado de Guerrero.

El Servicio Sismológico Nacional (SSM) ha estimado en 7,1 la magnitud de este seísmo registrado a las 13.14 (hora local), cuyo epicentro sitúa a 12 kilómetros de la localidad de Axochiapan, en el estado de Morelos. El Instituto Geológico Nacional de Estados Unidos (USGS) también ha coincidido en esta magnitud.

El presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, ha anunciado en Twitter su regreso «inmediato» a Ciudad de México tras las primeras noticias sobre los temblores. El mandatario también ha convocado el Comité Nacional de Emergencias «para evaluar la situación y coordinar acciones».

«Importante evitar circular por calles y avenidas para permitir el paso a los vehículos de emergencia», ha añadido Peña Nieto, que ha recomendado desconectar la luz y cerrar el gas a quienes regresen a sus viviendas. Asimismo, les ha pedido que «revisen si presentan daños».

En la capital, miles personas se han echado a la calle tras las sacudidas en los edificios y un gran número de voluntarios se ha sumado a las tareas de desescombro en busca de posibles víctimas. Una fuente de Protección Civil ha confirmado incendios en varios edificios, mientras que el ministro de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, ha alertado de «daños en diversas estructuras».

Este movimiento sísmico se produce apenas una semana después del terremoto que sacudió la costa de Chiapas, cuya magnitud alcanzó los 8,2 y acabó con la vida de más de un centenar de personas. Coincide, además, con la conmemoración del 32 aniversario del seísmo de 1985, que provocó la muerte de más de 12.600 personas en la capital del país.

Despliegue militar

El presidente ha confirmado en una entrevista a Televisa el despliegue de unos 3.000 militares en la capital, donde se han venido abajo al menos 27 edificios. Un gran número de voluntarios se ha sumado a las tareas de desescombro en busca de posibles víctimas, ya que las autoridades locales teme que haya un gran número de personas atrapadas.

Los medios locales también han difundido imágenes de daños y afectaciones en algunas de las principales infraestructuras de transporte. Entre otros efectos, la autopista que conecta México con Acapulco ha quedado inutilizada en uno de sus tramos y el aeropuerto de la capital ha suspendido las operaciones para revisar las pistas.

Ciudad de México también ha quedado convertido en un caos circulatorio por el fallo en un gran número de semáforos y por el corte de algunas calles. La Comisión Federal de Electricidad estima que 3,8 millones de clientes se han quedado sin suministro debido a los temblores.