El rey Mohamed VI de Marruecos ha trasladado este viernes su intención de inaugurar una «nueva etapa inédita» en sus relaciones con España, construida sobre la base de la «confianza, la transparencia, el respeto mutuo y la honra de los compromisos».

En un discurso a la nación pronunciado con motivo del 68º aniversario de la Revolución del Rey y del Pueblo, el rey marroquí ha señalado que espera continuar «trabajando» con el Gobierno de España, después de la «crisis inédita» en las relaciones entre ambas naciones, según ha recogido la agencia de noticias oficial marroquí, MAP.

Marruecos y España vivieron una crisis a raíz del ingreso hospitalario en Logroño del secretario general del Frente Polisario, Brahim Gali. Rabat facilitó la entrada en Ceuta de más de 10.000 migrantes en respuesta.