En la segunda jornada de las mayores maniobras de la historia alrededor de Taiwán el Ejército Popular ha lanzado misiles que han cruzado por primera vez la isla. El gobierno de Taipei ha indicado que varias embarcaciones y aviones chinos han cruzado la línea mediana, la frontera oficiosa en el centro del estrecho, y se mostró preparado a defender su soberanía. A su vez, China ha anunciado sanciones contra la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y su familia directa.

«Nuestros ejercicios incluyeron fuego real y por primera vez cruzaron Taiwán», ha dicho Meng Xiangqing, profesor de la Universidad de Defensa Nacional, afiliada al Ejército chino, en declaraciones a la cadena estatal CCTV, que cita The Guardian. En la primera jornada de las maniobras, el jueves, Japón denunció que cinco misiles habían caído en la aguas de su zona económica especial. Tokio ha denunciado estos hechos al ministro chino de Exteriores, Wang Yi, que se encuentra en un foro de la ASEAN en Camboya.

En este mismo encuentro, el secretario de Estado de EEUU, Antony Blinken, insistió en que la visita de Pelosi había sido pacífica y pidió a China que no la utilizara como pretexto para hostigar a Taiwán. El G7 y la UE han pedido contención a China.

Sin embargo, China no perdona a Pelosi y por ello va a sancionar a la presidenta de la Cámara de Representantes, aunque no ha especificado cómo. El comunicado de Pekín dice: «Nancy Pelosi insistió en ir a Taiwán haciendo caso omiso de las graves preocupaciones y la firme oposición de China, interfiriendo gravemente en los asuntos internos de China, socavando gravemente la soberanía y la integridad territorial de China, pisoteando gravemente el principio de una sola China y amenazando gravemente la paz y la estabilidad del estrecho de Taiwán. En respuesta a las acciones viciosas y provocadoras de Pelosi, China ha decidido imponer sanciones a Pelosi y a su familia inmediata de acuerdo con las leyes pertinentes de la República Popular China».

La isla rodeada por seis zonas

Es la primera vez que China ensaya un bloqueo de Taiwán. El Ejército Popular de Liberación se ha desplegado en seis zonas, al norte, noreste y noreste, al este, al sureste y al suroreste, alrededor de Taiwán donde realiza las maniobras desde el jueves hasta el domingo a mediodía. A los taiwaneses les resultará imposible salir o entrar en la isla, salvo que lo hagan desde o hacia China.

Pekín también suspendió la importación y exportación de unos 2.000 productos alimentarios. Lo que preocupa más es que el bloqueo se prolongue y afecte a los semiconductores. Taiwán es la primera productora mundial de estos microchips que sirven para la fabricación de muchos productos tecnológicos. Robert Tsao, fundador de United MicroElectronics Corp, va a donar 100 millones de doláres a la seguridad de la isla, según informa el Financial Times.

Más de un centenar de aviones de guerra, incluidos cazas y bomarderos, han participado en las maniobras. También más de 10 destructores y fragatas, según informa Xinhua.

En un video difundido a la nación, la presidenta de Taiwán, Tsai Ing-wen afirma que su país no va a provocar un conflicto pero que va a defender con firmeza su soberanía y su seguridad nacional.

«Estamos tranquilos y no vamos a actuar de forma impetuosa. Somos racionales y no caeremos en provocaciones pero también somos firmes. Taiwán nunca se echa atrás ante los desafíos», ha dicho la presidenta, que se vio con Pelosi el miércoles. «No os abandonaremos», dijo entonces la presidenta de la Cámara de Representantes.