Pocas empresas pueden presumir de un desempeño bursátil como el protagonizado por Acciona en los últimos doce meses. En un periodo en el que el Ibex ha sufrido una merma del 2,7%, a pesar de la remontada de los últimos meses, la compañía que preside José Manuel Entrecanales ha sido capaz de anotarse una revalorización que supera el 60%. Al filo de los 100 euros por acción, Acciona se sitúa ya en sus mejores niveles en más de una década y ronda ya los 5.500 millones de euros de capitalización.

Lejos han quedado los años en los que el deterioro del negocio constructor y la abultada deuda convirtieron a Acciona en una compañía en dificultades tras el estallido de la crisis. La Acciona de hoy tiene poco que ver con la de entonces. Una hábil política de desinversiones y ajustes de su negocio han transformado lo que hace apenas unos años era un grupo enfocado en las obras de construcción en una prometedora empresa de renovables -la división de Energía generó casi el 60% del ebitda en 2018- que mantiene, no obstante, una notable pujanza en el área de las infraestructuras, como evidencia la sucesión reciente de contratos.

«Acciona ha completado en 2018 su restructuración operativa y financiera. Tras este proceso, el grupo se concentra en negocios más estables, visibles y de crecimiento. Además, el apalancamiento es ahora más moderado, lo que permitirá seguir financiando las significativas inversiones, sobre todo en renovables», señalaban recientemente los analistas de Bankinter.

Las acciones de Acciona acumulan una revalorización superior al 60% en los últimos doce meses

Ha sido este proceso el que ha convertido a Acciona en una de las acciones estrella del mercado no solo español sino también europeo en los últimos meses, cosechando el aplauso de analistas e inversores. Pero ha sido de tal calibre la escalada que son pocos los que encuentran ya justificaciones para subidas adicionales; la mayor parte de las firmas de análisis ofrece precios objetivos por debajo de los niveles actuales.

Para convencer del potencial de su negocio, Acciona mantuvo el pasado viernes un encuentro con analistas, en las instalaciones eólicas de El Perdón, en Navarra. Durante el encuentro, la compañía subrayó la buena evolución de su cartera de proyectos de renovables, que se situaría ya en niveles próximos a los 7.500 megavatios, que, según los cálculos de los analistas de Sabadell, haría factible el desarrollo de entre 550 y 650 megavatios anuales durante los tres próximos ejercicios.

Ésta no es una cuestión baladí. No en vano, los analistas del banco español consideran que el desarrollo de estos proyectos implicaría un incremento del precio objetivo que otorgan a Acciona de entre 5 y 6 euros adicionales.

Pero los analistas han dado más relevancia al otro de los grandes mensajes planteados por el grupo de Entrecanales: la posibilidad de alargar la vida útil de su parques eólicos. «Según Acciona, la vida útil de los activos eólicos se podría extender al menos 10 años a partir de los 25 actuales (la vida inicial era de 20 años), aplicando un mantenimiento predictivo y mejorado basado en la digitalización y el big data para detectar prematuramente posibles fallos en componentes clave, reforzándolos y alargando su vida útil», explican en Alantra. Esta tarea, además, no supondría un incremento considerable de la inversión, por lo que su rentabilidad parece fuera de toda duda.

La compañía no ha tenido demasiada dificultad para convencer a los analistas. «Compartimos la opinión de que la vida del activo es más larga que los 20-25 años iniciales. Es por eso que ya estamos asumiendo 35 años para nuestro sistema eólico español y 30 años para los activos internacionales, más un 5% adicional de valor de empresa (Enterprise Value)», comentan en Banco Santander.

En los análisis de los expertos de la firma este incremento de la duración de la vida útil de los activos eólicos representa una mejora de hasta 5,11 euros en el precio objetivo que le otorgan. Y sin embargo, este cambio no es suficiente para que Santander retire la recomendación negativa que mantiene sobre las acciones de Acciona.

Los expertos han mejorado sus perspectivas sobre la compañía, pero consideran que la empresa sigue cotizando a valoraciones exigentes

Para el grupo de José Manuel Entrecanales, la duración de sus instalaciones eólicas hasta 35 años, un precio medio de 60 euros por megavatio y un coste medio ponderado del capital del 6% justificaría un incremento en la valoración de sus 6.200 megavatios de capacidad eólica de unos 1.000 millones de euros.

Y lo cierto es que los analistas no le niegan los méritos de su gestión. Así, en Alantra han elevado un 8% el precio objetivo que le conceden, al tiempo que elevan entre un 3 y 4% al año el beneficio por acción previsto para el periodo 2019-2021. «Valoramos positivamente los esfuerzos realizados por Acciona para mejorar la visibilidad del negocio de la energía, aumentando el valor de sus activos al extender la vida útil y sus perspectivas de crecimiento. De hecho, creemos que la empresa debe enfocar sus esfuerzos y sus medios financieros para crecer en este negocio, que es donde podrá crear valor, desde nuestro punto de vista», apuntan.

Pero tampoco Alantra ve motivos para retirar su consejo de vender las acciones de la compañía, que cotiza hasta un 6% por encima del nuevo precio objetivo estimado. Y es que el gran problema para Acciona es haber corrido en bolsa mucho más rápido de lo que, parecen pensar los expertos, ha mejorado su negocio. La dinámica es positiva y el potencial grande, pero a determinados niveles de valoración el grupo de Entrecanales tendrá que mostrar algo más que una extensión de diez años en la duración de sus activos eólicos para convencer al mercado de que merece subidas adicionales.

Tampoco parece necesario, como sugieren en Santander, dotarlos de vida útil «infinita», pero sin duda sería un paso mucho más convincente para recibir la aclamación de los analistas.