José Manuel Maza, fiscal general del Estado, ha optado por sustituir al fiscal progresista Javier Zaragoza en la Fiscalía de la Audiencia Nacional y por proponer a Manuel Moix como nuevo jefe de Anticorrupción. Fuentes fiscales apuntan que la conservadora Asociación de Fiscales (AF) ha sido la ganadora en la renovación de 35 puestos claves en la Fiscalía en el Consejo Fiscal celebrado este miércoles y que se ha prolongado durante 10 horas.

El cambio de Zaragoza al frente de la Audiencia Nacional, cargo que ocupaba desde hace 10 años, por el teniente fiscal Jesús Alonso, apoyado por la AF, ha sido criticado incluso por fiscales de esta asociación. Estas fuentes no se explican esta sustitución, que atribuyen a rencillas personales, porque este fiscal es un experto en la lucha contra el yihadismo y es el enlace en la persecución de este terrorismo internacional con Bruselas y Marruecos. Alonso, que era hasta ahora el número dos de esta Fiscalía, no tiene la misma experiencia que su antecesor en esta materia tan delicada, según estas fuentes.

Renovación en Anticorrupción

La elección del conservador Moix para Anticorrupción ha sido bien acogida por los fiscales que destacan su paso por la Fiscalía de Madrid y afirman que llevará a cabo la renovación de esta institución que ha sido dirigida durante los últimos 13 años por Antonio Salinas que se jubiló el pasado mes de octubre. Su designación ha estado muy reñida, ya que el progresista Alejandro Luzón, fundador de Anticorrupción, ha obtenido apoyos en el Consejo Fiscal. «Los dos son fiscales de primera y quizá es mejor que los cambios en esta Fiscalía los lleve a cabo alguien que no pertenece a la misma», explican las fuentes fiscales consultadas. Esta Fiscalía dirige la mayoría de las causas que afectan al PP.

Por el contrario, estas fuentes tampoco apoyan que haya sido sustituido el fiscal jefe de Andalucía, Jesús García Calderón, por Ana Tárraga, hasta ahora responsable de la Fiscalía de Granada. Estas fuentes han recordado que esta fiscal ha tenido problemas para dirigir esta plaza y ahora deberá coordinar las fiscalías de las ocho provincias andaluzas, algunas con mucho peso como la de Sevilla, Málaga o , Huelva. No obstante, reconocen que García Calderón llevaba en este cargo demasiado tiempo, ya que ocupa esta plaza desde el 2008.

Cambio en Murcia

Las fuentes fiscales consultadas también cuestionan el cambio del fiscal de Murcia, Manuel López Bernal, por José Luis Díaz Manzanero que es «tan independiente» como su antecesor en plena crisis judicial con el presidente de esta comunidad autónoma, Pedro Antonio Sánchez, que está siendo investigado por casos de corrupción.

Estas mismas fuentes también han criticado que el Consejo Fiscal haya cedido a las exigencias del Ministerio de Justicia, que quería otro fiscal en la unidad de apoyo después de que el progresista José Luis Bueren haya protagonizado sonoros enfrentamientos con este departamento, ya que es el encargado de modernizar tecnológicamente la Fiscalía. Su sustituto, Francisco Moreno, presenta un perfil más técnico, según estas fuentes.

Por el contrario, las fuentes consultadas han aceptado de buen grado el cambio en la Fiscalía del País Vasco donde Carmen Adán sustituirá a Juan Calpasoro que había perdido la confianza de algunos fiscales por ser un parlanchín.

Pocas concesiones a los fiscales progresistas

La única concesión que ha realizado Maza a la Unión Progresista de Fiscales ha sido mantener en su cargo al jefe de medio Ambiente a Antonio Vercher. Las otras plazas se han renovado casi en su integridad, ya que no estaban en el punto de mira.

Fuentes fiscales han interpretado estos cambios como una cesión a las exigencias del Ministerio de Justicia que busca un perfil bajo en los tribunales ante la avalancha de casos que ha protagonizado el PP en temas de corrupción. También creen que estas renovaciones han permitido a la Asociación de Fiscales lanzar su mensaje de que controlan la Fiscalía. Esta asociación se ha reunido en dos ocasiones con Rafael Catalá en los últimos meses. Se da la circunstancia de que el ex portavoz de esta asociación, Emilio Frías, trabaja ahora en Justicia.