El abogado de Oriol Pujol ha recomendado al hijo del ex presidente catalán y ex diputado de CiU en el Parlament que pactara en el caso ITV ante la previsión de que iba a ser difícil encontrar un jurado popular «no contaminado».

El abogado Xavier Melero ha explicado que le recomendó a su cliente pactar con la Fiscalía y aceptar una condena de dos años y medio de prisión, con una rebaja de cinco años y dos meses, ante «las actuales circunstancias que envuelven a la familia«.

En este contexto -con toda la familia investigada en la Audiencia Nacional– Melero opina que es «muy difícil encontrar un jurado no contaminado» que pueda juzgar al ex político.

El caso de las ITV -por el que está acusado Pujol, su esposa Anna Vidal, el ex coordinador general de la Diputación de Barcelona Josep Tous y empresarios- va a ser juzgado por un jurado popular, que se encarga, entre otros, de enjuiciar delitos cometidos por los funcionarios públicos en el ejercicio de sus cargos.

Además, el «objetivo primordial» para Oriol Pujol al avenirse a pactar con la Fiscalía era evitar que su mujer fuera a la cárcel, y se ha conseguido con esta conformidad            -parcial ya que algunos acusados no se han sumado- que se pida para ella una pena de multa y no los tres años y cuatro meses de prisión iniciales.