Los socialistas catalanes presentarán hoy denuncia ante la Fiscalía contra la campaña falsa de apoyo al No a la independencia en el referéndum independentista del 1-O que ha aparecido este fin de semana en La Jonquera. El PSC ha anunciado que llevará ante la Fiscalía la usurpación de sus siglas y su marca en una campaña ilegítima. Campaña que también han denunciado en las redes. La denuncia se sumará hoy a la que los mismos partidos han presentado contra Arran, las juventudes de la CUP, por el cartel publicado en Lleida señalando a todos los regidores no independentistas del consistorio.

 

La campaña denunciada utiliza los logos de los tres partidos constitucionalistas, PSC, C’s y PP, para llamar al voto el 1-O con la misma maqueta y los colores de cada una de estas formaciones para crear la falsa ilusión de que los tres partidos participan en la convocatoria unilateral de la Generalitat, cuando el eje del discurso de los tres partidos es precisamente el contrario. Desde el inicio de la «campaña oficial» los partidos independentistas han dejado claro que la participación de los partidarios del No a la independencia es clave para el éxito de la convocatoria.

Los dirigentes de ERC han sido los más activos en este terreno, convencidos de que la participación debe ser superior a la del 9N para legitimar una convocatoria realizada desde las instituciones en contra del ordenamiento legal. El presidente de Esquerra, Oriol Junqueras, ha insistido en sus mitines en que ellos son los únicos que garantizan el derecho de los detractores de la independencia a expresarse con su voto y el portavoz republicano, Sergi Sabrià, ya advirtió en El Independiente que los independentistas ya no se dirigen a los partidos constitucionalistas sino a sus votantes.