El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) ha abierto este lunes un expediente disciplinario al juez de Barcelona Federico Vidal que habría utilizado su correo corporativo para referirse a los agentes de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado que participaron el 1-O como “terroristas uniformados” en un foro restringido a jueces y magistrados; unos hechos por los que se le atribuye una posible comisión de dos faltas, una grave y otra muy grave. Además, el CGPJ abre la puerta a la condena penal, después de haber deducido testimonio de sus descalificaciones a la Fiscalía Superior de Cataluña “por si apreciara la existencia de algún tipo de acción penal”.

Así lo ha comunicado el máximo órgano de gobiernos de los jueces en un comunicado, después de que el pasado jueves abriera diligencias sobre los hechos y designara al magistrado Ricardo Conde como el promotor de la acción disciplinaria. Vidal, titular del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 17 de Barcelona, ha sido expedientado por dos posibles faltas. La primera de ellas es muy grave por la “posible comisión de una falta muy grave del artículo 417.14 de la Ley Orgánica del Poder Judicial”, que se refiere a la “ignorancia inexcusable en el cumplimiento de deberes judiciales”.

También recae sobre él una posible falta grave del artículo 418.5 de la misma ley, que tipifica como muy grave la “el exceso o abuso de autoridad, o falta grave de consideración respecto de los ciudadanos, instituciones, secretarios, médicos forenses o del resto del personal al servicio de la Administración de Justicia, de los miembros del Ministerio Fiscal, abogados y procuradores, graduados sociales y funcionarios de la Policía Judicial”.

“¿Nadie tiene nada que decir sobre el terrorismo policial?”

En el correo que Vidal habría enviado al foro, en el que el colectivo mostraba mayoritariamente su apoyo a los compañeros que ejercen en Cataluña, el juez escribió: “Intervengo porque no entiendo nada. ¿Han pegado a algún juez en Cataluña? ¿Lo han vejado? ¿Lo han insultado en público o amenazado por ser juez? Si es así toda mi solidaridad y repulsa. Sin embargo, no tengo noticia de ello”, escribe en un email enviado a las 19.06 horas del 4 de octubre. Y añade: “¿Nadie tiene nada que decir sobre el TERRORISMO POLICIAL [escrito en mayúsculas] que sí sufrimos en Cataluña? ¿Ni sobre los 890 heridos que han provocado los terroristas uniformados? Ni sobre los 2,3 millones de personas que se han visto coaccionadas, insultadas y despreciadas por querer votar? ¿De verdad que no hay nada que decir?”.

Federico Vidal también hace referencia al Rey Felipe VI, tras dirigirse a la nación el pasado martes: “Hacemos como su Borbónica Majestad y nos miramos el ombligo para no perder la plaza o nos enfrentamos con la dura realidad de forma valiente o de lo contrario sí vamos a tener problemas de verdad”.