El PP de Euskadi quiere situarse en la primera fila de la defensa del Cupo y el Concierto Económico vasco. Y lo hará este jueves durante una reunión que mantendrá con el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro a quien trasladará su agradecimiento por erigirse como valedor de dos herramientas clave del autogobierno vasco. Los ‘populares’ vascos quieren así salir al paso de las críticas “demagógicas” que en su opinión se han vertido desde formaciones como Ciudadanos y Compromís y que subrayan que no responden a la realidad de las dos nuevas leyes que se aprobarán en el Congreso de los Diputados gracias a los votos de PP, PSOE y PNV.

El PP vasco mantendrá un encuentro tras el pleno en el que está prevista la votación de las dos nuevas leyes, pactadas entre populares y el PNV el pasado me de mayo en el proceso de negociación presupuestaria de 2017. La delegación del PP vasco estará encabezada por su secretaria general, Amaya Fernández que irá acompañada del vicesecretario del PP, Javier Maroto, el diputado Leopoldo Barreda, el presidente en Álava, Iñaki Oyarzabal y de los portavoces de la formación en las tres cámaras territoriales, los populares vascos. En el encuentro de trabajo abordarán con Montoro el modo en el que consolidar la defensa del Concierto y el Cupo y blindarlo de posibles intentos de desvirtuarlo y atacarlo, además de otras cuestiones relacionadas con la situación económico en el País Vasco.

La delegación del PP vasco agradecerá a Montoro su implicación en la defensa del Cupo y el Concierto para el «fortalecimiento del autogobierno»

Por el momento en el seno del PP no han trascendido voces críticas con la aprobación prevista para este jueves ni se han repetido las acusaciones de privilegio producidas en ocasiones anteriores o incluso tras el acuerdo firmado en mayo pasado. La unidad interna que públicamente ha mantenido el PP difiere con las fracturas interna que han aflorado desde las filas del PSOE con barones del partido críticos con el Concierto y el Cupo vasco.

Una ‘especificidad constitucional’

En el PP vasco subrayan que la delegación que viaja hasta Madrid lo hace para defender desde allí ambas herramientas financieras vascas y resaltar la implicación del Ejecutivo de Mariano Rajoy en su defensa con el fin de contribuir al “fortalecimiento y la estabilidad de Euskadi”. El encuentro está previsto que se celebre tras el pleno que tendrá lugar en la Cámara Baja y en la que se espera que Montoro haga una cerrada defensa del Concierto y Cupo vascos y destaque su perfecto encaje constitucional además del carácter solidario, alejado de las consideraciones de privilegio. El PP vasco insiste en que la defensa del Concierto se sustenta en su “especificidad constitucional”.

Los populares en Euskadi niegan que sea un «privilegio» y alegan que «aleja espacios de victimismo para el nacionalismo»

La formación que preside Alfonso Alonso considera que las voces críticas con el Cupo vasco no hacen sino sembrar “división y exacerban a la gente con posicionamientos que demuestra poco sentido de la responsabilidad”. Una actitud crítica que concluyen tan sólo logra elevar la crispación y “enfrentar unas comunidades con otras” alejada del “sentido de Estado” al que en ocasiones recurren. Por último, recuerdan que el Concierto y el Cupo no sólo no pueden ser tildados de privilegio sino que permiten “evitar espacios de victimismo para el nacionalismo y nos alejan de aventuras políticas como las que hemos visto en Cataluña”.

A la sesión en la que se va a votar ambas leyes también asistirán representantes del Gobierno vasco y el PNV, si bien serán reducidas. Así, en el caso del Ejecutivo de Iñigo Urkullu tan sólo está prevista la asistencia del consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu. Por parte de la formación nacionalista acudirá el presidente del PNV, Andoni Ortuzar.