El ex conseller de Interior Joaquim Forn ha pedido al juez del Tribunal Supremo que le investiga por rebelión que le vuelva a citar a declarar lo antes posible, para responder “profusamente” a todas las cuestiones sobre la causa de que es objeto y no solo para que se revise su permanencia en prisión.

La defensa de Forn presentó ayer ante el Supremo esa nueva solicitud, a la que ha tenido acceso Efe, después de que el juez Pablo Llarena acordara dejarle en prisión, junto al ex vicepresidente Oriol Junqueras y los líderes de las entidades soberanistas Jordi Sànchez y Jordi Cuixart, al entender que existe riesgo de reiteración delictiva.

Daniel Pérez-Esqué, abogado del ex conseller de Interior, reitera en su nuevo escrito la disposición de su cliente a declarar sobre todos los elementos de la causa por rebelión, tal y como ofrecía en la petición que presentó la semana pasada ante el Tribunal Supremo para solicitar que se le volviera a tomar declaración.

En su escrito, la defensa pide que la comparecencia se practique “con la mayor celeridad posible” y precisa que la intención de Forn es declarar “profusamente sobre los hechos objeto de la querella” que la Fiscalía presentó contra él y el resto de miembros del Govern cesados por los delitos de rebelión, sedición y malversación.

“Firme voluntad de responder”

El abogado de Forn recuerda en su escrito que, a diferencia de otras defensas -como las de los ex consellers de ERC o los del PDeCAT Jordi Turull y Josep Rull-, su cliente “no constriñó” su declaración del pasado viernes a cuestiones relativas a su situación personal, sino que compareció con la “firme voluntad de responder” al juez y a la Fiscalía, así como a “dar cumplida explicación de todo aquello que en la querella se atribuye”.

No obstante, precisa el escrito, antes del inicio de la comparecencia del pasado viernes el juez instructor del Supremo advirtió a las defensas de que su declaración “lo era a los únicos efectos de resolver sobre su situación personal y no para entrar en el fondo de los hechos objeto de querella”.

“Tanto es así -añade el abogado- que el instructor no permitió a las defensas de otros investigados intervenir en dicha diligencia (ni siquiera pudieron entrar), por entender que no era una declaración en toda regla sino una mera comparecencia relativa a la situación personal”.

En consecuencia, la defensa de Forn solicita que ante la “gravosa situación que viene sufriendo” el exconseller desde hace más de un mes, se practique “esa declaración en toda regla, con asistencia de todas las partes, sin más demora”, y recuerda que, de acuerdo con la ley, todos los investigados tienen derecho a ser escuchados tantas veces como lo deseen.

En su declaración del pasado viernes, en que contestó a todas las partes -incluida la acusación popular ejercida por VOX-, Forn manifestó ante el juez que acataba la Constitución y la aplicación del artículo 155 y admitió haber revisado su estrategia política por la necesidad de hacer autocrítica.

Pese a ello, el juez Pablo Llarena descartó dejarlo en libertad bajo fianza -como sí hizo con otros seis ex consellers-, al entender que si reiterara su conducta provocaría consecuencias “graves, inmediatas e irreparables” y que el ex conseller de Interior, junto a el ex vicepresidente Oriol Junqueras y los líderes de las entidades soberanistas, lideraron el “asedio” del pasado 20 de septiembre durante el registro de la Guardia Civil a la Consellería de Economía por los preparativos del 1-O.

Mensaje de Cuixart desde prisión

El presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart, ha enviado un mensaje este martes a todos sus seguidores “Hemos remontado situaciones más adversas de nuestra historia colectiva, sea con la palabra o con la sonrisa y, cuando ha hecho falta, con el silencio”, afirmaba desde la cárcel de Estremera.

Cuixart ha querido lanzar un mensaje de optimismo después que el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena decidiera dejarle en prisión, así como al ex presidente de la ANC Jordi Sànchez, al ex vicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras y al ex conseller Joaquim Forn.

El juez dejó este lunes en libertad a los otros seis ex consellers encarcelados, bajo fianza de 100.000 euros a cada uno, horas antes del inicio de la campaña electoral del 21D.

“No dejaremos nunca que nada nos hiele nuestros corazones, ¡siempre adelante!”, ha dicho en un mensaje publicado por la cuenta de Twitter de Òmnium Cultural.