Si las elecciones generales se celebraran hoy, Ciudadanos sería la primera fuerza superando a PP y PSOE, según la encuesta de Metroscopia para El País publicada este viernes. Según el instituto demoscópico, la formación liderada por Albert Rivera conseguiría el 27,2% de los votos, doblando así los apoyos conseguidos en las generales de 2016, en las que obtuvo el 13,05% con 32 escaños. Metroscopia vaticina una enorme subida de Ciudadanos que, unida al descalabro del PP -que pasaría del 33,03% de los votos al 23,2%- se convertiría por primera vez en primera fuerza a nivel nacional.

El PSOE, según el sondeo de El País, perdería sólo un punto, por lo que recibiría el 21,6% de los votos y seguiría de cerca a los populares, mientras que Unidos Podemos caería a la cuarta posición con el 15,1% de los apoyos, seis puntos menos que hace dos años. La encuesta refleja que sólo Ciudadanos crecería en votos, mientras que el resto de fuerzas verían mermado su apoyo. Al igual que en las elecciones catalanas del 21-D, el PP sería el mayor perjudicado por el traspaso de votos al partido naranja.

La encuesta ha sido publicada apenas unas semanas después de los comicios en Cataluña, donde Ciudadanos, con Inés Arrimadas al frente, se impuso como partido más votado. Con más de un millón de votos, Ciudadanos obtuvo 37 diputados, tres más que la siguiente fuerza, JxCat, que le sigue con 34.

Esta cita electoral habría tenido mucho peso en el resultado de Metroscopia, ya que gran parte de los entrevistados, según refleja la encuesta, ha apreciado la toma de posición clara y firme de la formación de Albert Rivera en defensa del orden constitucional en su defensa del artículo 155. Es la primera encuesta que refleja un resultado así, pero durante las últimas semanas numerosos sondeos coinciden en el crecimiento de Ciudadanos en unas hipotéticas generales.

Los resultados del sondeo dejan abiertas varias posibilidades para formar mayorías: la suma de Ciudadanos con el PP obtendría el 50,3% del respaldo, y la suma de Ciudadanos y PSOE suman el 48,7%.

El líder de la formación se mostraba este jueves prudente, dado que aún queda mucho tiempo para las elecciones y “todo lo que sube baja”, apuntó. Según Rivera, independientemente de cómo evolucionen las encuestas sobre intención de voto, se compromete con los españoles a “ofrecer una alternativa al bipartidismo” porque el país “necesita un nuevo proyecto ilusionante” y dejar de “mirar al pasado”.