Más de un centenar de niños con mochilas a sus espaldas han abierto esta tarde la multitudinaria manifestación convocada por el movimiento de apoyo a presos de ETA, SARE celebrada en Bilbao. La marcha ha reclamado el final de la política de dispersión de los etarras en cárceles alejadas de Euskadi. Encabezando el acto, decenas de padres junto a alrededor de un centenar de niños con globos de color lila y mochilas.

De este modo la izquierda abertzale ha querido escenificar el impacto que sobre los hijos de los etarras tiene la política de alejamiento y que les obliga a recorrer cientos de kilómetros para acudir a visitar a sus padres encarcelados. La utilización de los menores provocó una profunda polémica esta semana por la emisión de un documental en el que una decena de niños, hijos de presos de ETA, relataban sus vivencias por la ausencia de sus padres y la obligación de tener que desplazarse a gran distancia para acudir a visitarlos. En el documental, titulado ‘Los niños de la mochila’, no se citaba ni una sola vez a ETA ni la razón por la que los padres de los niños entrevistados cumplían condena en prisión.

Cientos de niños con mochilas y globos lilas han abierto la marcha de apoyo a los presos de ETA

El recorrido ha partido de la calle Autonomía de Bilbao a las 17.30 horas con una pancarta bajo el lema “Prest gaude” (Estamos preparados) que portaban entre otros el ex consejero de Justicia del Gobierno vasco, Joseba Azkarraga, el escritor Kirmen Uribe, familiares de Lasa y Zabala o representantes sindicales. En la manifestación, que ha contado con el apoyo de decenas de miles de personas, también han participado el portavoz de Esquerra Republicana de Cataluña, Joan Tarda, el miembro de la CUP, David Fernández o el hermano del presidente de la Asamblea Nacional Catalana Jordi Sánchez, Xavi Sánchez.

Junto a ellos, representantes de la izquierda abertzale como Arnaldo Otegi o el secretario general de Sortu, Arkaitz Rodríguez y varios ex presos de ETA. También han acudido a título personal el secretario general de Podemos Euskadi, Lander Martínez, y su predecesora en el cargo, la diputada en el Congreso, Nagua Alba. Ni el PNV, ni el PSE, ni el PP han secundado la convocatoria.

Otegi ha reclamado al Gobierno de Rajoy que secunde a Macron y proceda al acercamiento de etarras a cárceles cercanas a Euskadi.

Durante todo el recorrido se han proferido gritos en favor del acercamiento de los presos de ETA y de su amnistía. La convocatoria anual de Sare en apoyo a los etarras en prisión llega horas después de que el Gobierno francés haya hecho público que está dispuesto a acercar a cárceles cercanas al País Vasco a presos de ETA que cumplen condena en su país. Actualmente 59 etarras se encuentran encarcelados en centros penitenciarios galos.

El portavoz de la izquierda abertzale, Arnaldo Otegi ha calificado la noticia de muy positiva y ha instado al Gobierno de Mariano Rajoy a seguir sus pasos y erradicar la política de dispersión que aún mantiene para los alrededor de 250 militantes de ETA encarcelados en prisiones españolas. Para Otegi, “los vascos del sur deberíamos extraer algunas lecciones del País Vasco francés. Todas las fuerzas políticas, excepto el Frente Nacional, han sido capaces de ponerse de acuerdo y abrir una vía de interlocución con el Gobierno francés”. Ha añadido que es un ejemplo para que también “en el sur del país seamos capaces de ponernos de acuerdo todas las fuerzas sociales y sindicales, probablemente a excepción del PP, que lo que tiene es una decisión de que la política penitenciaria sea de chantaje, y marcar una hoja de ruta que permita aliviar la situación de nuestros presos”.

Adolfo Muñoz, líder del sindicato mayoritario vasco ELA, también ha dicho que el acercamiento anunciado es fruto del trabajo conjunto de la sociedad civil y los cargos institucionales de Iparralde -el País Vasco francés-, que a su juicio “han sido capaces de entablar una negociación con el Estado francés, que se va a mover sin esperar a lo que haga el Estado español; es una muy buena noticia”. La secretaria general de LAB, Garbiñe Aranburu, ha opinado que este año 2018 “tiene que ser decisivo, se tienen que tejer nuevas alianzas para exigir la excarcelación de todos los presos”.

Al término de la manifestación se ha leído el manifiesto de Sare, que ha insistido en el fin de la dispersión, el presentador de ETB Kike Amonarriz y Beatriz Talegón, exdirigente de las juventudes del PSOE.