Política

Podemos presenta su alternativa a unos PGE aún desconocidos para adelantarse al PSOE

Un momento de la presentación de Podemos.

Un momento de la presentación de Podemos. EP

Unidos Podemos ha presentado este martes su alternativa a unos Presupuestos Generales del Estado que aún no se conocen. El Gobierno mantiene prorrogados los de 2017 hasta que tenga posibilidades de aprobar unos nuevos cuando se resuelva la investidura catalana. Con el objetivo de adelantarse al PSOE, que también ultima sus propias cuentas, el partido de Pablo Iglesias se ha anticipado hasta al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, y ha explicado ante los medios de comunicación las bases de su propuesta alternativa, titulada ‘cuentas para un nuevo país’.

Se da la circunstancia de que 26 de abril del año pasado, después de que el Gobierno presentara su proyecto de PGE, Unidos Podemos también defendió una alternativa a los presupuestos de 2017. Las cuentas publicitadas hoy por Iglesias se convierten así en las segundas enmiendas a los mismos PGE, aunque en este caso ya recogen los cambios que adivinan que se producirían en los futuros presupuestos de 2018 según las previsiones enviadas por el Gobierno a Bruselas.

En sus dos presupuestos alternativos a los mismos PGE, Podemos se enmienda a sí mismo «muy poquito», según su equipo económico. Es decir, pocas son las novedades respecto a la propuesta realizada en el mes de abril apenas varía. La reiteración de las medidas persiguen se producen en plena pugna entre el partido de Iglesias y el de Pedro Sánchez por liderar la agenda social que quieren imponer en el debate político cansados de la crisis catalana. Su disputa por la paternidad de la propuesta de crear un impuesto a la banca se sitúa en el centro de la competición entre ambos partidos.

Iglesias ha asegurado que Unidos Podemos «demuestra una vez más que somos oposición y que estamos preparados para ser Gobierno», un mensaje reiterado por Pedro Sánchez cuando afirma que el PSOE es la «oposición de Estado y la única alternativa al PP». En esa línea, el líder de Podemos ha presentado las medidas «de patria» de sus presupuestos alternativos como el blindaje de la financiación de la Ley de Dependencia; la recuperación de cotizaciones sociales para cuidadores y la gratuidad de las guarderías. «Lo que planteamos es viable y se puede hacer, lo demostramos en las ciudades con gobiernos del cambio. Otros países de nuestro entorno como Portugal también está demostrando que se puede gobernar de otra manera. En el Congreso se ha demostrado que se pueden alcanzar mayorías para sacar adelante estas medidas», ha explicado.

Iglesias y su portavoz parlamentaria, Irene Montero, han vuelto a recurrir a la corrupción del PP para censurar que «un partido que se financia ilegalmente» esté llevando las cuentas de un país. «Parece una broma, es una vergüenza que estemos gobernados por corruptos», se ha quejado Iglesias, que ha situado esta «excepcionalidad democrática» -«que las sucias manos de los corruptos toquen el dinero de todos»- como la más grave que sufre España.

Comentar ()