La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo celebrará este martes martes dos vistas a puerta cerrada para la deliberación y resolución de sendos recursos de apelación interpuestos por el ex consejero catalán de Interior Joaquim Forn -aunque éste no acudirá al Supremo- y el ex presidente de la ANC y candidato a presidente de la Generalitat, Jordi Sànchez, contra recientes decisiones del magistrado Pablo Llarena contrarias a su excarcelación.

Sánchez será trasladado desde Soto del Real a primera hora hasta los calabozos de la Audiencia Nacional, desde donde será llevados ante el tribunal y podrá hacer uso de un turno de palabra tras escuchar a sus defensas y al resto de partes.

Vox pedirá que se mantenga la prisión preventiva y buscará confirmar el papel de Forn en la actuación de los Mossos el pasado 1 de octubre

VOX, que ejerce la acusación popular en esta causa, ha anunciado que defenderá que se mantenga la medida cautelar de prisión provisional al no existir circunstancias nuevas que modifiquen las razones por las cuales se decretó su entrada en prisión. Y en concreto, confirmar el papel relevante de Forn en el control político de los Mossos d’Esquadra durante el referéndum ilegal del pasado 1 de octubre.

Una posición similar adoptará previsiblemente la Fiscalía, que hasta este momento no ha informado a favor de libertades aunque no ha recurrido cuando éstas se han conseguido mediante el depósito de una fianza, como en el caso de varios exmiembros de Govern y del Parlament.

En la primera de las vistas, aunque no esté presente el ex conseller, que se celebrará a las 10.00 horas, se analizará el recurso de apelación presentado por Joaquim Forn contra el auto del magistrado del pasado 2 de febrero en el que le denegó la libertad al considerar que persistía riesgo de reiteración delictiva. El juez Llarena adoptó esta decisión pese a que Forn había alegado su renuncia al acta de diputado para argumentar lo contrario.

No se estudiará la asistencia al pleno

Media hora más tarde, a las 10.30 horas, tendrá lugar la segunda vista para estudiar el recurso de Jordi Sànchez contra el auto del juez del pasado 6 de febrero en el que rechazó la petición de libertad del ex presidente de la ANC. El alto tribunal ha precisado que se trata de revisar un auto en el que se rechazó la salida de prisión antes de que éste fuera designado candidato a la Presidencia de la Generalitat.

El alto tribunal ha aclaro que en todo caso mañana no se estudiará la última decisión de Llarena, adoptada el pasado 9 de marzo que denegó la libertad y el permiso de salida de prisión del candidato de JxCat para acudir al Pleno de investidura del Parlament del pasado 12 de marzo, que no llegó a celebrarse. Este recurso queda pendiente para más adelante, ya que el magistrado instructor dio plazo a las partes para presentar alegaciones y este trámite aún no se ha sustanciado.