El PDeCAT ha decidido retirar la moción presentada en el Congreso de los Diputados que instaba al Gobierno a abrir un proceso de diálogo político con la Generalitat «en el marco de la legislación vigente». El acuerdo alcanzado por el portavoz de la formación en el Congreso, Carles Campuzano, con el Grupo Socialista ha durado menos de 24 horas desde el momento en que se ha hecho público, ha recibido el ataque furibundo de la CUP y el rechazo inesperado de Esquerra.

Poco después de conocerse la nueva postura de los republicanos, la número dos del PDeCat, Miriam Nogueras, ha anunciado la retirada del texto y ha culpado de la decisión a los socialistas, a los que ha recriminado haber votado esta misma mañana en el Senado en contra de cualquier referéndum de autodeterminación. «Nosotros queremos hablar de autodeterminación sin límites, y de eso es de lo que iba nuestra moción» ha argumentado Nogueras para explicar su decisión.

«No estamos aquí para blanquear a nadie, el PSOE juega con el diálogo y para nosotros es algo serio, no sólo no abren vías de diálogo sino que las cierran» ha lamentado la dirigente independentista, que ha acusado a los socialistas de votar en el Senado «impedir cualquier intento de referéndum de autodeterminación» que según Nogueras es lo que pretendía su moción. «Creemos que dentro del marco legal se puede hacer un referéndum de autodeterminación pactado, es cuestión de determinación política» ha insistido, tras recordar que los miles de personas que se manifestaron ayer en Barcelona «pedían independencia, no autogobierno».

No decidimos dependiendo de lo que haga ERC» ha asegurado Nogueras, «quien ha perdido nuestra confianza es el PSOE»

Nogueras ha negado que Esquerra haya sido el detonante de su decisión y ha llegado a asegurar que no conocía la decisión de los republicanos, que esta mañana estaban comprometidos a apoyar el texto junto a Podemos. «No decidimos dependiendo de lo que haga ERC, quien ha perdido el hilo de confianza que abría esta moción es el PSOE, lo que ha votado en el Senado es inaceptable» ha argumentado.

Sin embargo lo cierto es que el PDeCAT ha convocado a los medios para anunciar su decisión tras el anuncio de ERC. Minutos antes de que los republicanos explicaran su decisión de no apoyar el texto, el partido todavía defendía como un logro haber conseguido pactar con el Gobierno «encontrar las vías legales para que los catalanes determinen su futuro» en una nota remitida a los medios.

La intervención del diputado del PSC José Zaragoza, quien ha advertido desde la tribuna del Congreso que el Gobierno del PSOE «nunca se sentará a hablar de independencia» han sido el argumento escogido por ERC para explicar su rechazo. Joan Tardà ha sido el encargado de argumentar su cambio de postura, que ha explicado sin referirse a las votaciones en el Senado, y que a la postre parece haber condicionado  también al PDeCat ha retirar la moción.

Incomodidad del Govern

La portavoz y consejera de Presidencia, Elsa Artadi, ha matizado también la propuesta del PDeCat en el Congreso. Artadi ha intentado salir al paso de la polémica generada en Cataluña por la moción sobre el diálogo “dentro del marco legal vigente”  y ha recordado que el diálogo es “el escenario central” en el que trabaja el Govern, pero “no descartan nada”.

El texto de la discordia corresponde a una moción del PDeCat que los nacionalistas catalanes han pactado con el PSOE, a cambio de asumir la transacción de los socialistas que añade una referencia al marco legal vigente. Así, el texto propuesto por el PDeCat “insta al Gobierno a abrir un proceso de diálogo con el Govern en el que todos puedan defender sus ideas, aspiraciones y proyectos libremente, sin imposiciones ni impedimentos.

Dicho proceso debe aspirar a acordar los cauces legales y democráticos que permitan a la sociedad catalana determinar su futuro” añadía el texto de los independentistas, al que los socialistas han añadido “en el marco del ordenamiento jurídico vigente”.