La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha tenido que salir al paso de la polémica provocada por su insinuación de irregularidades en el funcionamiento de la Universidad de Barcelona (UB) y disculparse hoy con esta universidad, después de afirmar ayer que en su momento le ofrecieron “acabar fácilmente” la carrera de Filosofía que había cursado en este centro, de la que le faltan dos asignaturas. Colau hizo estas declaraciones en TV3, preguntada por el “caso máster”, que afecta a Pablo Casado, y las dudas sobre el doctorado de Pedro Sánchez.

Colau ha pedido disculpas por explicar en público que una empresaria de una multinacional le ofreció “aprobar unas asignaturas” con más facilidades cuando se convirtió en candidata a la alcaldía de Barcelona. La alcaldesa ha argumentado en Catalunya Radio que “comentó una anécdota personal en un contexto en el que había un debate muy encendido”; una anécdota narrada según Colau en una “conversación informal”. Lo cierto es que esa conversación era la entrevista en directo en el matinal de TV3, en prime time matinal.

Colau ha hecho esta rectificación después de que la propia Universidad de Barcelona tuviera que salir en defensa de sus titulaciones y exigiera responsabilidad a la alcaldesa. En una serie de tuits en su cuenta oficial la UB exigió explicaciones a la alcaldesa. “No podemos permitir ninguna sombra de duda sobre nuestras titulaciones” advertían desde la universidad para reclamar que “cualquier sospecha sea denunciada de manera clara y puntual”.

El rector de la UB, Joan Elías, ha explicado hoy que la alcaldesa le ha llamado para disculparse por sus afirmaciones y ha asegurado que “el tema está cerrado” porque Colau siempre ha hablado de una directiva de una multinacional privada, de la que la alcaldesa se ha negado a desvelar el nombre. Sin embargo, Elías ha advertido que “si hubiera hablado de un profesor le estaríamos pidiendo su nombre por vía legal”.

Preguntada por la polémica sobre las titulaciones de los líderes de PSOE, PP, C’s, Colau reconoció que no cuenta con ninguna titulación superior y añadió: “De hecho, cuando era candidata, como imaginé que siendo una desconocida lo mirarían todo colgué mi expediente en internet. Pero estas prácticas existen”, ha añadió.

“A mí me han ofrecido acabar la universidad fácilmente, y me lo ofreció una persona de la que no lo esperaba, una alta directiva de una multinacional”, ha asegurado la alcaldesa y líder de los Comunes. Colau se ha mostrado convencida de que “no lo hizo de mala fe” ni se planteó como “una práctica de corrupción, pero daba a entender que entre algunas élites políticas y económicas era fácil hacer, según que estudios, por lo menos más fácil que para la gente común”.