La organización juvenil radical de la izquierda independentista, Arran, ha reivindicado este miércoles una acción contra el magistrado del Tribunal Supremo (TS) que instruyó la causa por el proceso soberanista, Pablo Llarena, consistente en echar pintura amarilla de forma masiva en la puerta de su domicilio en Sant Cugat del Vallès (Barcelona).

En un vídeo compartido en su cuenta de Twitter, Arran señala que han realizado la acción ocho meses después de señalar la casa del magistrado en Das (Girona) y que “por petición popular y con una resolución de la instrucción judicial que prevé sentencias desmesuradas”, lo han vuelto a señalar como símbolo del régimen del 78.

En el vídeo, la organización juvenil revela en detalle la dirección de Llarena y muestra como dos encapuchados lanzan pintura amarilla a las puertas de su domicilio en Sant Cugat.

La portavoz de Arran, Núria Martí, ha explicado en declaraciones a los medios en la Ciutat de la Justicia que han realizado la acción contra Llarena porque “la juventud se tiene que dotar de las herramientas que tenga a su alcance para atacar un sistema judicial heredero del franquismo”. Ha considerado que Llarena es uno de los principales símbolos de la Justicia y ha afirmado que atacarán “las veces que haga falta la justicia española y sus herramientas represivas”.