La mañana del 3 al 4 de enero, a apenas unas horas de la llegada de los Reyes Magos, unos ladrones robaron la mayor parte de los juguetes que guardaban en una de las sedes de Cáritas Cuenca para los niños más desfavorecidos, después de romper la furgoneta en la que se encontraban. El suceso se descubrió a las 7.30 horas de la mañana de este viernes, cuando la Policía Nacional alertó de los hechos a sus responsables de la organización.

Es por ello que Cáritas Cuenca ha organizado una recogida extraordinaria y a contrarreloj de juguetes para asegurar que todos los niños tengan regalo a sólo unas horas de la noche de Reyes. La recogida comenzó este mismo viernes por la tarde, y en su cuenta de Facebook, Cáritas Diocesana de Cuenca ya expresaba unas horas después del suceso su agradecimiento a la sociedad conquense «ante una situación de robo en una de las Cáritas Parroquiales de la ciudad».

Las donaciones a Cáritas del Cristo del Amparo (Calle de los Almendros, nº 1, Cuenca) se podrán hacer este sábado, día 5, una campaña extraordinaria para que las personas interesadas puedan depositar sus juguetes, con horario de 11.00 a 14.00 horas y de 18.00 a 21.00 horas.