El líder de ERC y exvicepresidente de la Generalitat, Oriol Junqueras, está abriendo este jueves 14 de febrero el turno de interrogatorios en el juicio al procés que se celebra en el Tribunal Supremo. Junqueras ha optado por no responder a las preguntas de la Fiscalía y las acusaciones, y dirigirse únicamente a su abogado. Lo hace en un tono marcadamente político, centrado únicamente en sus ideas, y con momentos en el que ha entrado de lleno en el sentimentalismo. “Amo a España y a las gentes de España”, ha llegado a decir Junqueras, principal responsable junto a Carles Puigdemont en el desafío independentista en Cataluña.

El textual de Oriol Junqueras se ha viralizado rápidamente y se ha convertido, antes de que termine, en el momento de la jornada. “En muchas ocasiones, en sede parlamentaria, en el faristol y fuera del Parlamento, he dicho que amo a España, y que amo a las gentes de España, y a la lengua y a la cultura española”, ha lanzado Junqueras en pleno alegato. “Lo he dicho muchas veces, porque es verdad”, ha dicho, para subrayar los “valores” que según ha defendido sostienen su acción política.

En sus alegatos iniciales, dirigiéndose al juez Manuel Marchena, le ha pedido incluso que tenga en cuenta que antes que políticos y que independentistas son “buenas personas”. El mensaje de Junqueras no ha sentado bien a otros líderes políticos, como Albert Rivera.

“Amo a España, dice el golpista Junqueras. Los que amamos a España no tratamos de liquidar España ni damos golpes de Estado contra nuestra democracia ni decimos que los catalanes tenemos genes distintos a los del resto de españoles, como hace usted. Cinismo puro”, ha valorado en su cuenta personal el líder de Ciudadanos.