Iba de número cuatro de la candidatura europea, pero, sorpresivamente, el ex presidente de la Comunidad de Madrid Ángel Garrido ha cambiado de caballo en mitad de la carrea para ir de trece en la lista de Ciudadanos a la Comunidad de Madrid. «Ciudadanos es hoy por hoy el partido que mejor presenta el centro liberal», ha asegurado en una comparecencia pública junto al cabeza de lista naranja, Ignacio Aguado desde la sede nacional de Cs. «Ha sido duro pero está decisión está motivada por razones de convicción y de principios», ha añadido.

A tan sólo cinco días de las elecciones generales, se trata, sin duda, de un golpe bajo para su ya ex jefe de filas, Pablo Casado, que se ha enterado al término de un acto electoral en Sevilla. De hecho, hasta los más estrechos colaboradores de Garrido negaban hasta minutos antes de formalizarse el cambio de siglas y de lista que ésto se fuera a producir.

Alegó enfermedad para no acudir a actos electorales esta semana en Ávila, Guadalajara y Ciempozuelos

Lo cierto es que ya el ex presidente autonómico -ahora preside en funciones la Comunidad Pedro Rollán- llevaba desaparecido desde el lunes apelando a una indisposición. No fue a un acto en Ávila, el lunes; ni a Guadalajara, el martes, ni a Ciempozuelos este miércoles. Pero había confirmado su presencia en el acto de clausura de la campaña este viernes junto a Casado en el Palacio de los Deportes.

Su incorporación la ha confirmado Ignacio Aguado en rueda de prensa, asegurando que aporta «un profundo conocimiento» y «el interlocutor con el Partido Popular más fiable». «Es momento de unir fuerzas para que el PSOEy Podemos no ganen en Madrid y para acabar con el sanchismo y populismo», ha añadido. El pasado lunes día 16, Garrido había firmado su inclusión en las listas europeas por el PP, hace tan solo 8 días.

Cargador Cargando...
Logotipo de EAD ¿Tarda demasiado?

Recargar Recargar el documento
| Abrir Abrir en una nueva pestaña

Garrido se convirtió en presidente tras la dimisión de Cristina Cifuentes y ocupó el cargo desde finales de abril de 2018 hasta enero de este año, durante este tiempo gestionó la crisis del taxi en la capital.

Fue apartado de su cargo cuando Pablo Casado se convirtió en líder del PP y prefirió apostar por Isabel Díaz Ayuso, de la que ahora será competencia directa. Desde entonces formaba parte de la lista del PP para las elecciones europeas del 26 de mayo, a la cabeza de la cual va la portavoz del PP en el Congreso, Dolors Montserrat.

En aquel momento Isabel Díaz Ayuso aseguró que Garrido ha sido un gobernante «excelente» y que el Parlamento Europeo era el lugar «donde mejor podrá defender la fuerza de las regiones».