De los 15.731 votos que la candidatura de Más Madrid ha perdido en las elecciones municipales (519.721 hace cuatro años, 503.990 este domingo 26 de mayo), 15.961 se han ido solo en los distritos del sur, los más desfavorecidos de la capital. Es decir, que la aún alcaldesa en funciones Manuela Carmena ha perdido más votos solo en Vallecas, Latina, Villaverde, Usera o Carabanchel que en todo Madrid; de hecho, al haber mejorado en distritos madrileños con la renta más alta la magistrada ha paliado el batacazo. Pero, en definitiva, su lista pierde en zonas pobres y, sorprendentemente, mejora en barrios ricos.

No es que la cantidad desaprovechada por Más Madrid (15.000 votos) haya sido determinante: pero la derrota en las zonas populares del sur es un factor más que explica el retroceso. Las otras razones pueden agruparse en tres: primero, los casi 43.000 votos logrados por el ex edil de Hacienda Carlos Sánchez Mato al frente de Madrid en Pie, segundo el fiasco de Pepu Hernández (de 243.000 votos a 223.000) el candidato del PSOE y la tercera cuestión y más importante: que si Carmena obtuvo aquel caudal de votos siendo desconocida para muchos electores en mayo de 2015, ahora no ha sabido rentabilizar su celebridad y aumentar el resultado que la catapultó al Palacio de Cibeles.

No es lo perdido: Carmena no ha mejorado en sus feudos siendo más célebre que en 2015

Donde más pierde Carmena es en el Puente de Vallecas, el más poblado de la ciudad: 5.296 votos menos que hace cuatro años. El siguiente distrito donde más cae es Latina (donde está por ejemplo el popular Barrio de Aluche): 4.258 votos menos. En Carabanchel se lleva otro batacazo: 2.213 votos perdidos con relación a las elecciones que la llevaron a la alcaldía. En Villaverde, Más Madrid dejó escapar 1.770 papeletas. En Usera 1.445…

La sangría continúa por Moratalaz, con una caída de 1.439 apoyos y sigue por San Blas (958 votos menos). En total, los electores han votado menos a Carmena en 14 de los distritos y ella ha sumado más apoyos en estas elecciones que en las anteriores en otros siete: Tetuán, Arganzuela, Barakas, Centro, Retiro, Chamberí y Moncloa-Aravaca.

Carabanchel y Latina totalizan casi 10.000 votos menos que hace cuatro años

De estos últimos, el botín más relevante para Más Madrid es el obtenido tanto en Arganzuela, con 1.189 votos más, y en Chamberí con 891: sorprende que ambos distritos sean donde más votos obtenga la candidatura, que acompañaba a la de Íñigo Errejón en la comunidad: las mayores polémicas de movilidad se han concentrado en estas áreas, como la pacificación de la calle Galileo, el carril bici de Santa Engracia (Chamberí) o su homónimo recientemente inaugurado en Yeserías.

El «Detroit madrileño»

Allí donde imperaban las críticas de la derecha por cuestiones de movilidad, Carmena se ha impuesto con holgura: solo en el Distrito Centro, lugar de aplicación de las restricciones al tráfico privado conocidas como Madrid Central, su lista ha obtenido 504 más. Más Madrid ha sido la primera formación en el Centro de manera muy destacada del resto, con el 49% de los votos totales, prácticamente la mitad: el centro capitalino es carmenista. También ha mejorado en Barajas (273 votos más), Retiro (34) y Moncloa-Aravaca (357). Pierde votos, aunque testimonialmente, en Vicálvaro (11), Hortaleza (470), el selecto distrito de Chamartín (198) o Ciudad Lineal, donde se deja algo más, hasta 893 papeletas menos emitidas en favor del primer partido político del ayuntamiento.

Allí donde hubo polémicas de movilidad, como Chamberí o Centro, Más Madrid recuperó

La desazón de los distritos del sur y del este puede comprobarse en las iniciativas de la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de Madrid (FRAVM): a principios de 2018, y ante el riesgo de ser, según palabras de la FRAVM, el «Detroit madrileño», una «ciudad sobrante» o una «periferia sumidero», 23 colectivos de barrio de Villaverde, Usera, Puente y Villa de Vallecas se unieron para reclamar un plan estratégico para el Sur de la ciudad de Madrid. Por parte del Consistorio madrileño ha habido muchas promesas incumplidas en la periferia: a mediados de 2017 el equipo de Gobierno prometió reformar 11 plazas peatonales sumidas en el abandono; a día de hoy, no se ha reformado ni una.

Estos cálculos se han realizado cruzando los resultados provisionales de la noche del domingo publicados en la web del Ministerio del Interior con los de 2015 definitivos recogidos en la web del Ayuntamiento de Madrid, en el área de Información Estadística.