Los líderes europeos han logrado un acuerdo para el reparto de altos cargos de la Unión Europea que sitúa a la conservadora alemana Ursula von der Leyen como nueva presidenta de la Comisión Europea (CE) sustituyendo así a Jean-Claude Juncker al frente del Ejecutivo comunitario.

El acuerdo también otorga a la francesa Christine Lagarde la presidencia del Banco Central Europeo (BCE) y al ministro de Asuntos Exteriores español, Josep Borrell, la jefatura de la diplomacia europea. Mientras, el primer ministro belga, Charles Michel, se hará con la presidencia del Consejo europeo.

La futura presidenta del órgano europeo lleva desde 2013 al frente del ministerio de Defensa alemán y es vicepresidenta de la Unión Cristiademócrata (CDU) de la canciller Angela Merkel, según informa Deutsche Welle.  Von der Leyen ha logrado el visto bueno de los líderes europeos, después de largas y tensas negociaciones que obligaron incluso a suspender la reunión el lunes, para retomarla este martes.

El socialdemócrata holandés Frans Timmermans, candidato socialdemócrata a presidir la Comisión Europea, será finalmente vicepresidente primero de la CE y la liberal danesa Margrethe Vestager será vicepresidenta segunda.

Así lo ha señalado el presidente del Gobierno español en funciones, Pedro Sánchez, en rueda de prensa al término del Consejo Europeo. Sánchez ha calificado de «extraordinario» el acuerdo de reparto de puestos, por el cual el ministro español Josep Borrell será alto representante de la UE para la Política Exterior. El acuerdo, ha dicho, supone que «España ha vuelto».