El ex presidente catalán fugado de la Justicia española Carles Puigdemont valora solicitar al Parlamento Europeo que le reconozca como europarlamentario de la lista Junts per Catalunya, que encabezó en las elecciones europeas del pasado 26 de mayo y en las que resultó elegido, tras el pronunciamiento del abogado general del TJUE sobre el líder de ERC Oriol Junqueras, su derecho a ser reconocido eurodiputado y su inmunidad como tal.

En un escrito de conclusiones donde responde a consultas prejudiciales del Tribunal Supremo sobre el alcance de la inmunidad de Junqueras, Maciej Szpunar considera que Junqueras debió ser reconocido europarlamentario tras el resultado de las elecciones europeas y que no era necesario que acudiera a jurar la Constitución Española, como exige la normativa española. Incluso afirma que el Tribunal Supremo buscaba privarle de su inmunidad parlamentaria al no dejarle salir de prisión preventiva para cumplir dicho trámite.

Puigdemont ha recibido este martes el documento (no vinculante para los jueces del TJUE que emitirán una sentencia en las próximas semanas) como un auténtico éxito del independentismo frente a la Justicia española, según fuentes jurídicas consultadas por El Independiente. Eso, a pesar de que Szpunar también deja claro en su escrito que una vez hay una sentencia contra los líderes del procés, el TJUE no es competente para responder a las cuestiones prejudiciales que planteó el Supremo en julio porque tendría carácter «hipotético».

El ex presidente catalán todavía no ha sido juzgado ni condenado, como el resto de líderes del proceso independentista, al estar fugado de la Justicia. Se encuentra en Bélgica a la espera de que un juez decida si le entrega a España por los delitos de sedición y malversación por los que fueron condenados los miembros de su gobierno y por los que le reclama el Tribunal Supremo. La Fiscalía de aquel país está a favor de su entrega.

Respalda sus alegaciones

Puesto que el posicionamiento del abogado general del TJUE hecho público este martes va en la misma línea que las defensas de Puigdemont y Junqueras, el equipo jurídico del ex presidente catalán valora dirigirse al Parlamento Europeo, donde tiene pendiente que se le reconozca como europarlamentario, antes de que haya un pronunciamiento del TJUE en sentencia, según las fuentes consultadas.

El abogado general del TJUE cree que la adquisición del mandato de eurodiputado «únicamente puede resultar del voto de los electores» y no de lo que considere el Parlamento Europeo, la Comisión Europea o el Tribunal Supremo basándose en la normativa española.

Igualmente, entiende el abogado de la Unión Europea que Junqueras debería haber gozado de su inmunidad como europarlamentario desde que se constituyó la Cámara en julio.

Vista de entrega en Bélgica

La defensa de Puigdemont entiende que esta última consideración también es aplicable al caso de Puigdemont y así lo destacará en la vista de extradición que se celebrará en Bélgica el próximo 16 de diciembre.

Como ya adelantó el equipo jurídico del ex presidente catalán, tratarán por todos los medios de construir un discurso alrededor de que Puigdemont goza de inmunidad parlamentaria y no debe ser entregado a España.

Ante el juez belga, utilizará tanto las conclusiones del abogado de la Unión Europea respecto al caso de su rival político, Oriol Junqueras, como los pronunciamientos públicos del presidente en funciones Pedro Sánchez sobre el papel de la Fiscalía española y de la vicepresidenta en funciones Carmen Calvo sobre la Justicia belga como muestras de una presunta «injerencia política» que le impediría un juicio justo en España.