Política

El independentismo rechaza instalar una sede del Museo del Prado en Barcelona por colonialista

Edificio del Banco de España en la Plaza Cataluña de Barcelona

La propuesta de acoger una subsede del Museo del Prado en Barcelona supondría un nuevo ejemplo de la política cultural de «efervescencia colonial» con la que gobiernos del PP y PSOE han tratado tradicionalmente a la capital catalana. Así al menos lo entienden JxCat y ERC, que ayer rechazaron airadamente la propuesta del PP para explorar un acuerdo con el Gobierno para crear una subsede de la mayor pinacoteca española en Barcelona.

Coincidiendo con el 200 aniversario del Museo del Prado el regidor popular Oscar Ramírez propuso plantear un acuerdo de cesión de edificio del Banco de España en la Plaza Cataluña para acoger una subsede del Prado en la capital catalana. Pero los dos grandes partidos independentistas solo aceptaron la primera parte, la cesión del edificio de titularidad estatal al Ayuntamiento, rechazando en cambio crear una subsede del Prado que entendieron como una competencia a museos locales como el Museo Nacional de Arte de Cataluña (MNAC) y el Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona (Macba) de titularidad público-privada.

«Es una propuesta que tiene un tic de colonialismo moderno» recriminó la republicana Gemma Sendra, para quien «no es el modelo que Barcelona necesita». «Saldría más barato pagar los billetes de AVE a toda una generación que toda esta operación que están pidiendo» añadió la republicana.

Saldría más barato pagar los billetes de AVE a toda una generación» responde ERC

Sendra aseguró «entender que Ávila lo pida, o que Málaga lo pida, pero Barcelona tiene una trayectoria importante de actividad cultural propia». Para la republicana, «lo que sería normal en un Estado normal es que el Estado diera apoyo a iniciativas que ya están en Barcelona o que descentralizara centros nacionales enteros, como pasa en Francia», apuntó, poniendo como ejemplo la creación de un centro nacional del circo.

«El Prado lo que debería hacer es un buen acuerdo, generoso y bien dotado con nuestros museos y no pedir una operación irrealizable que nadie propone en el Estado y se enmarca en esta cultura centralizada en Madrid que destila efervescencia colonial hacia Barcelona» ha añadido el neoconvergente Ferran Mascarell.

Mejor cesiones a museos catalanes

Para el ex consejero de Cultura por el PSC el Museo del Prado «debería tener una política de colaboración mucho más intensiva de la que tiene con nuestros museos nacionales, principalmente el MNAC». Mascarell ha recriminado además a los sucesivos Gobiernos españoles que «nunca se han caracterizado por hacer políticas culturales a favor de Barcelona, al contrario, han focalizado todo su esfuerzo en Madrid y no han hecho caso a las demandas» de la capital catalana.

La petición del Grupo Popular en la Comisión de Derechos Sociales, Cultura y Deportes proponía que el Ayuntamiento inicie conversaciones con el Gobierno para convertir el edificio del Banco de España de la Plaza Cataluña en una sede del Museo Nacional del Prado. La propuesta ha sido rechazada con los votos en contra de ERC y JxCAT y la abstención del gobierno municipal (BComú y PSC), Cs y BCNpelCanvi.

“Esta propuesta daría un impulso importante a la oferta cultural de la ciudad, al situar a Barcelona en el circuito del arte, además supondría un polo de atracción turístico cultural y de calidad muy interesante” argumentó Ramírez, que agradeció a socialistas y comunes que no cierren la puerta a la propuesta, pese a haberse abstenido en la votación.

Comentar ()