La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha señalado este miércoles que sus afirmaciones de que nadie muere por contaminación nada tienen que ver con la «responsabilidad» que tiene como presidenta de la Comunidad, sino que son una opinión suya.

El pasado día 1, la presidenta aseguró que «nadie ha muerto» por la contaminación en Madrid y señaló que no es «real» la alarma de salud pública, ya que Madrid «está haciendo las cosas correctamente».

Y este miércoles, en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno, Ayuso ha dicho acerca de estas declaraciones que no va a «alimentar una leyenda negra» contra Madrid ni «crear una alarma de salud pública donde no la hay».

Según Ayuso, Madrid no es la ciudad más contaminada «ni de España ni del mundo», y ha subrayado que el Gobierno regional aplica y seguirá aplicando medidas contra la contaminación y que lo «irresponsable» sería no aplicarlas.

«No vamos a estar una y otra vez hablando de una anécdota de medios, que es lo que fue, y que nada tiene que ver con responsabilidad que tengo como presidenta de la Comunidad», ha dicho Ayuso.