España | País Vasco | Política

Pagaza: "Si no quieren cumplir los sueños de Otegi, 'Ternera' y Urkullu, no voten a los sumisos"

La eurodiputada de Ciudadanos, junto al filósofo Fernando Savater, apoyan a Carlos Iturgaiz en un acto electoral de la coalición PP+Cs.

La coalición PP+Cs ha contado hoy con el respaldo del filósofo Fernando Savater y la eurodiputada de Ciudadanos, Maite Pagazaurtundua, en un acto electoral celebrado en San Sebastián en el que las denuncias por el modo en el que el nacionalismo está abordando los episodios de violencia callejera de los últimos días y la débil condena de los mismo, ha centrado los mensajes. Pagazauruntuda ha asegurado que quien no quiera “que el sueño de independencia de Otegi, ‘Josu Ternera’, Egibar y Urkullu se convierta en realidad no puede votar a los sumisos”.

Durante su intervención ha defendido la figura del candidato de PP+CS, “el hombre más decente y digno que ha dado la política vasca”, ha dicho. Ha recordado que siempre “ha dado la cara” y jamás ha actuado como “esos que envían a las bestias a tirar piedras y se esconden en las alfombras”: “El ha dado la cara para protegernos a todos. Otros van de limpios pero él limpia la política”, ha afirmado Pagazaurtundua.

Ha asegurado que los rescoldos de “décadas de intolerancia” continúan aún muy vivos, “el posterrorismo tiene fango, muchas mentiras y destrozos: “Ha sido un temporal de intolerancia durante años” al que según la representante de Ciudadanos el Gobierno vasco y el lehendakari no han puesto freno, “Urkullu es el último responsable”. Ha señalado que los episodios de incidentes callejeros en mítines políticos -como los ocurridos contra la presencia de Vox en Euskadi- demuestran que aún existen “camorristas” en el País Vasco dispuestos a “lanzar las piedras que otros han pensado, la izquierda abertzale”.

Agachar la cabeza

Pagazaurtundua ha señalado que en este contexto muchos “han optado por agachar la cabeza para que les dejen hacer los mítines un poco más tranquilos”. Ha denunciado que aún existe en Euskadi sectores que homenajean a etarras, “a asesinos y lo hacen en presencia de niños” que luego se convierten en quienes “atemorizan a los electores diciéndoles que no voten a quienes ellos no dejan votar”. Por todo ello, ha llamado a la ciudadanía y a quienes no desean ni la independencia ni la intolerancia que “no voten a los sumisos” ni a la izquierda abertzale, “el sueño de Otegi y ‘Josu Ternera’ podría convertirse en realidad”: “Si queremos una libertad plena para las futuras generaciones Iturgaiz es la opción más sincera”.

Por su parte, el filósofo donostiarra, Fernando Savater, ha asegurado que quienes “cubren, disculpan o preconizan el terrorismo no son ni de izquierdas ni de derechas, son indeseables, aunque parezca sorprendente que aún tengamos que aclararlo”. Savater ha señalado que en la Euskadi actual aún se deben derribar “muchos monumentos mentales” como los elevados por una obsesiva identidad restrictiva”.

En este punto ha asegurado que es incomprensible que se quiera obligar a la sociedad vasca a renunciar a España “una creación que en buena parte es vasca” y que en el mundo actual es necesaria, “todos nos necesitamos, la idea de querer vivir solo no tiene sentido, más después de la pandemia”.

‘Muros mentales’

Ha acusado al PNV y al nacionalismo en su conjunto de preconizar una ideología “racista y xenófoba” al negar a otras identidades. Ha apelado a las críticas que se hace a Donald Trump y su lema “America First” cuando aquí en Euskadi “otros hablan del ‘Euskadi first’, o el ‘Euskadi only’”.

En el mitin, celebrado en el Palacio Miramar de San Sebastián, el candidato Carlos Iturgaiz, ha agradecido las palabras de “dos héroes” como Savater y Pagazaurtundua, “dos verdaderos referentes de la libertad”: “No como los referentes de la izquierda abertzale, los asesinos”.

Iturgaiz ha asegurado que el proyecto PP+Cs tiene como prioridad ganar “más espacio de libertad en Euskadi” y defender la moderación. Ha recordado cómo tiempo atrás, tanto el PP como el PSE lucharon juntos en la defensa de la libertad. “Aquel PSE nunca hubiese aceptado el voto de Otegi, pero ese tiempo pasó, el PSE ya no existe, Sánchez lo ha puesto a la venta”.

Comentar ()