Series y Televisión

El año en el que la tele vacunó contra el olvido de ETA

«Porque ETA ya no existe y porque las encuestas demuestran que es más que necesario en España recordar esta historia». Así justifica el boom televisivo que se ha generado en torno a la banda terrorista a modo de series y documentales este 2020 Luz Aldama, productora ejecutiva de El instante decisivo, proyecto que narra los acontecimientos sucedidos entre la operación de rescate de José Antonio Ortega Lara y el secuestro y asesinato del concejal Miguel Ángel Blanco.

Hace nueve años la organización terrorista Euskadi Ta Askatasuna realizó el anuncio del cese definitivo de su actividad, y seis años y medio después, en 2018, su disolución a través de un comunicado en el que afirmaba «el desmantelamiento total del conjunto de sus estructuras» y «el final de su trayectoria y su actividad política». En total, medio siglo de violencia, sangre y drama que ha marcado un antes y un después en la conciencia colectiva.

«Es coincidencia y casualidad que todos los que hemos hecho algo sobre esto hayamos visto que era el momento, pero es algo que ha marcado más de 50 años de la historia de un país, terminó como quién dice anteayer, y curiosamente mucha gente ya lo ha olvidado», explica la también directora de programas de actualidad de Atresmedia.

Las razones del fenómeno televisivo

Desde 2011 podrían haber sido muchas las producciones emitidas en pantalla e incluso estrenadas en cines sobre la organización. Sin embargo, no fue hasta conocer el éxito de la novela Patria escrita por Fernando Aramburu en 2016, que las productoras no decidieron embarcarse en este tipo de narraciones por «seguridad». «El libro de Patria fue un revulsivo y mostró que el tema interesaba», apunta Aldama sobre el origen de esta tendencia.

Asimismo, añadía que el hecho de que «muchos jóvenes no sepan ni qué significan las siglas de ETA», hace «muy necesarios» estos proyectos, para evitar «el olvido». Y es que, un estudio sobre el conocimiento de la historia de ETA en España, realizado por GAD3, mostraba este octubre que seis de cada diez jóvenes no sabe identificar a Miguel Ángel Blanco, que 7 de cada 10 ciudadanos no saben quién es José Antonio Ortega Lara, que más del 20% de los españoles cree que ETA sigue activa, y que casi un 70% de los menores de 35 años asegura no haber estudiado nunca la historia del terrorismo etarra

Por su parte, cree que ahora, «sin ETA», se puede otorgar una «mirada más humana y social que trascienda de la política y la ideología» y utilizar y mostrar «imágenes inéditas, que hasta ahora no se podían sacar por una cuestión de seguridad y por una cuestión procesal», algo que enriquece los relatos.

«Ahora se puede hablar de ETA sin tener que bajar la voz», decía Jon Sistiaga tras el estreno en Movistar+ de su serie documental ETA, el final del silencio en octubre del pasado año. Y esas palabras parece que fueron el combustible que necesitaban los creadores para dar el paso al frente con sus ideas.

La línea invisible en Movistar+, Patria para HBO , El instante decisivo de Atresplayer Premium y El desafío Amazon Prime Video, han sido el resultado de tal atrevimiento. Una abundante batería de series, documentales y narraciones mixtas, con un mismo motivo, pero un amplísimo y diferente abanico de intenciones que, lejos de entenderse como competidoras, parecen enriquecerse las unas a las otras.

«Cuando ves toda la gama de producciones que se han realizado es cierto que son tan diferentes entre sí que parecen complementarias, pero no hemos hablado nada entre productoras», aseguraba la periodista, «creo que se debe a que el tiempo ha permitido curar heridas y contar muchas historias». Además, añadía que El instante decisivo se empezó a producir en enero pero «la idea se había gestado un año antes”.

Diferentes enfoques y lenguajes narrativos

El instante decisivo es una crónica periodística en la que se mezcla el lenguaje de la realidad y el de la ficción, los testimonios reales, las imágenes de archivo y los protagonistas directos de aquella época. Y por su parte, Patria, es una serie pura que combina lo acontecido en 2011 cuando ETA anuncia el fin de su actividad armada, con los meses anteriores al asesinato de Txato, y la rivalidad que se genera entre familias amigas por el terrorismo.

De la misma forma, El desafío. ETA, es una serie documental, que se basa en la cronología, relata los 50 años de actividad terrorista, y da prioridad a los testimonios de políticos, cargos de la Guardia Civil, periodistas, protagonistas y testigos por encima de la representación ‘ficcionada’.

Por último, La línea invisible se trata una serie de 6 episodios que cuenta el nacimiento de ETA, cuando a finales de los 60 no era más que un grupo de críos de las juventudes del PNV, una mezcla de jesuitas y comunistas, que a lo máximo a lo que habían llegado era a hacer pintadas y poner petardos, pero que sin darse cuenta dan el pistoletazo de salida a la violencia y la sangre.

Comentar ()