Series y Televisión

La hoguera de confrontación, las lágrimas de Raúl y otros grandes momentos de 'La isla de las tentaciones'

Diego le pregunta a Lola que si le quiere durante su hoguera de confrontación.

Hoguera de confrontación de Diego y Lola en 'La isla de las tentaciones 3'. MEDIASET

Nuevo capítulo de La isla de las tentaciones y nuevos líos y momentos virales que han centrado la atención de los usuarios de las redes sociales. El encuentro más importante de la noche no ha sido el de Lola y Carlos bajo las sábanas ni la reacción de Manuel a las imágenes de Lucía, sino que ha llegado con la hoguera de confrontación, la primera de esta tercera temporada, entre Lola y Diego. El joven no podía más al ver las imágenes en las que su novia aseguraba que había dejado su relación son Simone porque quería recuperar la de su pareja… y por eso le decía a Sandra Barneda que quería una hoguera de confrontación con la concursante. Lo peor estaba por llegar, ya que cuando la presentadora ha llegado a la villa de las chicas para darle la noticia, se ha encontrado con una mujer derrumbada por su actitud con Carlos en la cama con Lucía.

A pesar del cacao mental que tiene, Lola ha decidido presentarse en la hoguera de confrontación y una vez allí se ha enfrentado a todo lo que ha hecho en el reality y ha vuelto a ver a Diego, el chico del que llegaba locamente enamorada. «Estoy muy nervioso y aparte del cansancio he dormido dando vueltas en lo que iba a pasar aquí», le decía el extronista de MyHyV a la presentadora nada más sentarse en la hoguera de confrontación.

Como no podía ser de otra manera, el perro que ambos tienen ha salido en la conversación y Diego ha confesado estar preocupado por él: «Que salgamos de aquí separados, el perro lo va a notar porque cuando discutimos se le ve triste». Aunque el concursante ha ido con un objetivo claro: «Quiero aclarar las cosas que no salen de mi cabeza cuando me voy a dormir en la villa, por ejemplo las imágenes con Simone en la piscina o las conversaciones que tiene con las chicas hablando de Simone, quiero que me explique todo esto».

Finalmente, Lola se ha presentado en la hoguera y le ha dicho: «Lo siento, esto va a ser difícil», a lo que Diego le ha aconsejado que se relajase y… además: «Te quiero, ¿me quieres?», a lo que su pareja le ha dicho: «Sí». Lo que no sabía el concursante es que su pareja había intimado con Carlos en la misma cama en la que dormía su compañera Lucía… algo que le ha dejado sorprendido. No hemos podido saber su reacción porque justo ha terminado ahí el programa.

Lola y Carlos reconocen públicamente su ‘mamoneo’

Hace una semana nos quedamos de piedra al ver el lío entre Lola y Carlos en la misma cama en la que se encontraba Lucía, la soltera que estaba conociendo al anteriormente citado. Una sorpresa para todos los espectadores, pero sobre todo para las concursantes que al día siguiente se enteraban en la piscina de lo ocurrido porque el tentador fue fardando con sus amiguitos.

¿La mejor manera de zanjar los rumores? Confirmando públicamente lo que había pasado, así que eso han hecho los dos protagonistas de la calurosa noche en La isla de las tentaciones… con unas cuantas de palmadas conseguían reunir a todos los solteros y las concursantes para confesarles que había habido entre ellos ‘algo de mamoneo’, pero nada más.

Algo que no se entiende ya que Carlos le confesó a Lucía haber masturbado a Lola y además haberse besado con ella… una historia que no sabremos nunca porque lo único que pudimos ver en las imágenes que se emitieron fue un movimiento de sábanas muy sospechoso y sus rostros muy pegados, pero no besándose.

Un acto que sin duda va a traer consecuencias para Lola, no solo con su pareja, sino con sus compañeras, las que parecen que han tomado la decisión de apartarse un poco de ella por la actitud tan incierta que está teniendo en el reality.

Raúl se derrumba al ver a Claudia en los brazos de Tony

Raúl no ha podido más y ha explotado con las imágenes que ha visto de su pareja en la tercera hoguera del concurso. Claudia se deja ver cada día más cariñosa con Tony y lo cierto es que son muchas las cosas que tiene en común y la complicidad entre ambos va creciendo según pasan los días en La isla de las tentaciones.

En las imágenes Raúl ha visto lo peor que puede ver una pareja… ver conexión entre dos personas. Y es que aunque no haya visto contacto físico entre ellos, el concursante ha tenido que oír de la boca de su pareja la duda de si quiere seguir con él ya que no puede estar sin los abrazos de Tony, algo que ha hecho que se derrumbe por completo.

Sus compañeros le han arropado en este momento tan amargo, pero Raúl ha confirmado que ya no tiene nada qué hacer en el concurso porque teme que su pareja no quiera seguir con él tras su paso por LIDLT… lo que tiene claro es que por el momento sabe que su novia no le va a faltar el respeto.

La duda ahora está en si Claudia elegirá salir de la mano con él o por el contrario arriesgar su relación de años por estar con Tony, el chico que le ha traído aire fresco y por el que en estos momentos se desvive.

Marina asegura que no quiere volver a ver a Jesús

Marina se ha presentado a la tercera hoguera del concurso teniendo más claro que nunca que su relación con Jesús está acabada y no precisamente por haber conocido a Isaac, que también, sino porque se ha dado cuenta que el tipo de relación que tenía con el andaluz no es la que ella quiere en su vida, por mucho que a su familia le encante como persona.

«He estado muy enamorada de él, es muy importante para mi familia y para mí, lo he intentado cambiar, pero las personas no cambian. No quiero estar con él, no quiero estar con una persona así, me ha cohibido en mi forma de vestir, en mi forma de ser…» se ha sincerado Marina cuando ha visto las imágenes de su chico besándose forzadamente con Stefany.

«Eso no tiene futuro ninguno, yo no voy a montar un drama, pero él es libre de hacer lo que quiera» ha concluido Marina y la verdad que es una opinión muy generalizada en redes sociales, ya que muchos aseguran que es algo muy forzado y que él ha actuado así por despecho.

Además, Marina ha asegurado que ve como tiene preparadas las cosas que le dice, por eso no le da nada de valor a esa relación: «No me vale, lo ven tan… tiene todo pensado. ¿Una persona que va picando de flor en flor le da confianza? Es verdad que he tenido mis fallos, pero él siempre que ha vuelto a mí decidía perdonármelo, siempre que lo dejaba con él, el que volvía era él. Cuando volvíamos eran reproches y más reproches, nunca he podido estar bien con él».

Manuel refleja su carácter machista y manipulador

Manuel no solamente ha engañado a su pareja de 3 años, sino que también parece querer engañar a todos los espectadores del programa manipulando las imágenes que vemos del reality y que podemos juzgar nosotros solitos. El concursante le ha dado la vuelta a la tortilla como ha querido y ha intentado dejar por los suelos a su pareja, ya que es incapaz de hacer una autocrítica.

«Parece que no le ha molestado y que se ha liberado, prefiero esto a verla hundida» decía el concursante cuando veía a Lucía pasárselo bien con sus compañeras y con los solteros de la casa… y es que parece que nunca la había visto bailando con chicos y divirtiéndose porque asegura no reconocer a su pareja, como si eso fuera algo malo: «No la reconozco, no es mi novia de tres años y medio. Viendo que ella está bien, voy a seguir haciendo lo que a mi me de la gana».

«Se está convirtiendo en un partido de tenis, ha visto mis imágenes y ha visto que yo estoy haciendo lo que me da la gana y ella ha dicho ‘pues toma, yo también lo estoy haciendo'» decía al ver las imágenes en las que Lucía se daba un ‘pico’ con Carlos, algo que él ha tachado como una falta de respeto y ha asegurado que es lo mismo que ha hecho él…

Claro, jugar con dos chicas en la casa, liarte con ambas y regalarle el oído a ambas para luego acabar con Fiama por todas las esquinas de la villa liándote como si no hubiese un mañana… es lo mismo que ha hecho Lucía: «Al ver las imágenes que vio se ha liberado, me sorprende verlo, me duele porque yo la quiero, esta actitud la está tomando en plan rebeldía».

De hecho, tenía el valor de decirle a sus compañeros: «¿Tampoco soy yo tan cabrón?», porque claro Lucía estaba ‘liberada’ al estar bailando con todos sus compañeros y sonreír… porque claro, él esperaba encontrándosela por los suelos. «Ella la ha hecho igual que lo he hecho yo, se ha contradicho ella sola. Yo creo que lo que he hecho yo es igual que lo que ha hecho ella» terminaba diciendo. Juzguen ustedes mismos.

Te puede interesar

Comentar ()