Abrazar, bailar en compañía de cientos de personas, cantar bajo los focos el tema del verano o besar sin miedo al contagio. Estos eran algunos de los tantos tesoros que, durante años, sentimos ahora, que no valoramos lo suficiente. Los gestos de amor y diversión en compañía son ahora armas que ponen en peligro la salud. Y el mundo de la fiesta, sus trabajadores y grandes concentraciones miran con incertidumbre un verano que, a pesar del paso de los días, sienten cada vez más lejos.

“Sin duda, creo que este sector va a ser uno de los más azotados por esta crisis, ya no por las pérdidas que están suponiendo estos días de inactividad total, sino porque seguramente sea el que más va a tardar en recuperarse”, afirma para El Independiente Ballesteros, nombrado por muchos como el mejor DJ de música urbana en España. Como él, otros DJ’s cuentan los días que quedan para tantos eventos veraniegos que se encuentran en riesgo de ser cancelados o aplazados a causa del coronavirus.

Este sector va a ser uno de los más azotados por esta crisis

Ballesteros DJ

Y es que, esta ‘desconocida’ profesión trabaja con meses de previsión en sus agendas, y los tres meses de verano suponen la mitad de los ingresos de todo un año para muchos de ellos. Les Castizos, son un dúo de DJ’s y productores musicales españoles que destacan en el panorama de la electrónica española y también cuentan en El Independiente cómo están viviendo esta situación: “Nosotros solemos trabajar con 4 o 6 meses de antelación, para poder cuadrar tanto eventos en España como giras por extranjero. Teníamos planteado casi todo el verano. Festivales, eventos de Primavera y gira por Estados Unidos, Perú, México, Colombia… Todo eso se ha visto cancelado o pospuesto hasta nuevo aviso y los festivales de verano no han confirmado su anulación pero no tiene muy buena pinta…”

Ballesteros DJ Ballesteros DJ

A Ballesteros la crisis le ha obligado a frenar temporalmente lo que él consideraba el mejor momento de su carrera artística: “Recién llegado de República Dominicana, con varios proyectos musicales terminados junto a algunos de los mejores artistas del género y con un verano repleto de fechas, prácticamente completo de lunes a sábado desde principios de Enero”.

En un país caracterizado por la cercanía, la alegría de su gente y el ruido de sus calles, las medidas de prevención, suponían modificar nuestra forma de vida, pero también nuestro sello de identidad de cara al turismo. La Asociación Internacional de Ocio Nocturno nombraba a España en 2018 líder a nivel mundial en este sector. Más del 23% de turistas, según Ostelea School of Tourism and Hospitality, llegan a España atraídos principalmente por el ambiente de sus noches, los restaurantes y las discotecas. Además, lugares como Ibiza llegan a generar gracias a la fiesta un total de 770.000 millones de euros en los tres meses de verano.

La Asociación Internacional de Ocio Nocturno nombraba a España en 2018 líder a nivel mundial en este sector

Ahora, tal y como indica Yeyo, uno de los DJs madrileños más carismáticos en el panorama del hardstyle, la principal forma de promoción y expansión de su música se ha visto dañada con la cancelación de los eventos: “Estas semanas cambias los festivales y las discotecas por directos en Instagram y contenido en redes sociales” y a pesar de encontrarse todos en la misma situación, cree que “puede perjudicar la sobrecarga de contenido”.

Y es que, estos productores de música han querido aprovechar su influencia en las redes para colaborar en gran cantidad de iniciativas solidarias y transmisión de mensajes de ánimo como #SaveTheSummer. A través de este hashtag, los artistas pretenden concienciar de lo necesario que es cumplir con las medidas impuestas para terminar con el virus y poder disfrutar del verano de la mejor forma posible.

“El verano para un dj supone casi el 50% de sus ingresos anuales, es cuando más actividad tiene. Sinceramente, y siendo optimista, dudamos mucho que este verano tengamos la misma actividad que años anteriores, ni por asomo. Nuestro sector (fiestas, discotecas, eventos multitudinarios…) serán los últimos en volver a la normalidad, y por supuesto no será igual que antes…”, opinan Les Castizos.

Les Castizos DJ’s

Yeyo lamenta la situación porque cree que esta época del año es algo más que negocio e ingresos: “Perder el verano significa acabar con cientos de cosas positivas, pero no solo para los artistas, sino también para el público”.

El verano para un dj supone casi el 50% de sus ingresos anuales

Les Castizos DJ’s

Los meses del buen tiempo, el fin de los estudios y vacaciones de trabajo después de un largo año, con el clima de España, suponen una gran liberación: “Aunque finalmente se levantasen las restricciones, entendemos que habrá que acatar ciertas medidas de seguridad que quizá no permitan a los festivales más grandes poderse llevar a cabo”, razona Ballesteros, cuya música es de las más bailadas en las costas y grandes ciudades de España y Latinoamérica en este tipo de celebraciones. Para estos profesionales, las pérdidas alcanzadas, en el caso de cerrar sus agendas sin previsiones veraniegas, podrían ser altísimas. En concreto, Les Castizos afirman que se llegaría a hablar de cifras «hasta los 90.000 euros».

Precisamente es esta la parte que indigna a algunos de ellos, el abandono por parte del Estado. Porque, a pesar de ser uno de los pilares fundamentales de un sector que actúa como motor económico del país, las ayudas brillan por su ausencia. Les Castizos afirman: “Seguimos siendo como los “niños malos” del ocio. A esto debes sumarle que es un sector muy prostituido y dañado por el intrusismo de muchos “no profesionales”. Sin embargo, Ballesteros sí que se siente valorado, pero opina que se trata de un tema muy personal para cada profesional: “Yo estoy bastante contento con la línea ascedente que en particular ha adquirido la figura del DJ del género urbano en nuestro país”.

La gente tiene que salir de esta, superarlo y no quedarse estancados en la tragedia

Yeyo DJ

En lo que refiere al ‘regreso’, sea cuando sea, también hay muchas intuiciones diferentes. Algunos, como Yeyo, opinan que a pesar de que se necesitará un periodo de adaptación y el ambiente se notará algo frío al principio, “la gente necesitará divertirse. No es malo, no es una falta de respeto, la gente tiene que salir de esta, superarlo y no quedarse estancados en la tragedia”. De la misma manera, Ballesteros cree que con un poco de paciencia la fiesta volverá a ser “exactamente igual que antes”.

Aquí Les Castizos discrepan y no son tan optimistas respecto al tema: “Al Nightlife le va a costar volver a ser como antes, los clubes y grandes eventos tendrán que abrir con aforos reducidos, distanciamiento social, menos días a la semana, y con menos personal con el que muchos contaban, eso supone un palo grande y muchísimos puestos de trabajo afectados”, y creen que «hasta 2021 el mundo de la fiesta no regresará a la normalidad».

Yeyo DJ DJ Yeyo

Pero más allá de las dudas, el miedo y las pérdidas, todos ellos insisten en lanzar un mensaje de ánimo y solidaridad, e invitan a que las personas se tomen esta triste situación como una oportunidad para frenar y coger aire. “Estoy aprendiendo a disfrutar de parte de mi trabajo que normalmente hacia deprisa y corriendo. Estoy conociendo a mis seguidores y dedicando tiempo a crear música para ellos”, explica Yeyo.

Por su parte Ballesteros dice que esto le está ayudando a «organizar música, preparar y dedicarles más tiempo a las producciones, hasta realizar algún curso on-line o establecer conexiones y planes de trabajo fuera de los escenarios». Y por su parte, Les Castizos auguran que «el sector se profesionalizará mas si cabe. Los gigantes del ocio español apostaran mas fuerte por el producto nacional… todo son suposiciones pero seria genial que se hicieran realidad».

Probablemente este virus modifique la vida tal y como la entendíamos hace unos meses, la economía, la diversión… Pero tal y como afirma Yeyo: “Cuando esta pesadilla termine la gente tendrá el doble de ganas de divertirse y valorar lo que el virus les ha robado todos estos meses».