El 94% de las mujeres afirma usar medidas como el teletrabajo para el cuidado de dependientes y responsabilidades en el hogar mientras que el 89% de los hombres lo hacían para practicar deporte, realizar estudios o gestiones personales, según datos del Flexímetro 2019, un estudio que se realiza con información recogida entre las empresas candidatas a los Premios Empresa Flexible impulsados por el Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad y la Comunidad de Madrid.

Asímismo, según una encuesta realizada en el mes de abril, en el marco de los Premios Empresa Flexible, el 65,2% de los hogares encuestados contaban con dos miembros de la pareja teletrabajando. Además, en el 57,6% estaban compartiendo las responsabilidades domésticas (limpieza, comida, lavado de ropa, etc) y, en el 28,8%, el cuidado de las personas dependientes. Se da la particularidad de que en el 39,4% de los hogares encuestados no había menores ni mayores a cargo en esas fechas.

Estas cifras suponen un importante distanciamiento de los datos previos a la crisis sanitaria del Covid-19 cuando los datos recogidos por diferentes organismos institucionales revelaban que las mujeres dedicaban dos horas más al día que los hombres a las tareas domésticas. La encuesta ha sido realizada online por CVA sobre una muestra de 2.200 hogares de toda España.

La encuesta revela además que mientras que en el 27,3% de los hogares son las mujeres las que están dedicando tiempo del confinamiento para mejorar sus conocimientos a través de cursos online, mientras que en un 15,2% de los hogares son los hombres; y en el 10,6% de los casos, tanto ellos como ellas, aprovechan las ventajas de la formación online. En el 47% de los hogares encuestados, sin embargo, no se está recurriendo a este modelo de formación continua.

En cuanto a la actividad deportiva, la encuesta revela que son las mujeres las que, una vez más, dedican tiempo a esta actividad. En concreto, en el 43,9% de los hogares son las mujeres, mientras que en el 28,8% de las encuestas son ellos los que dedican tiempo al ejercicio. En un 16,7% son los dos los que realizan actividades deportivas durante el confinamiento y en el 10,6% de los hogares, no se toma en consideración este tipo de actividades.

«El teletrabajo obligatorio está suponiendo un cambio en los hábitos domésticos en muchos hogares españoles –afirma la socia de CVA la empresa organizadora de los Premios Empresa Flexible, Marisa Cruzado–. La corresponsabilidad es uno de los caballos de batalla necesarios poner freno a la desigualdad, mejorar la competitividad y garantizar una mejor calidad de vida para toda la ciudadanía».

«Ha sido necesaria una situación terriblemente excepcional para que cambien algunos hábitos. Deberíamos hacer todo lo posible para no perderlos cuando por fin termine el estado de alarma. La foto fija de la corresponsabilidad en los hogares españoles durante el confinamiento nos devuelve una imagen más igualitaria del reparto de tareas que la obtenida hasta ahora. Esto significa que una cuestión de prioridades y que se acabaron las excusas porque cuando se quiere, se puede», concluye.