Sociedad CRISIS DEL CORONAVIRUS

Castells dice que los universitarios que volvieron a casa ahora tienen un "problemita" con los exámenes

El ministro de Universidades, Manuel Castells, durante su comparecencia este jueves en el Congreso de los Diputados. ep

El ministro de Universidades, Manuel Castells, ha asegurado esta tarde que los universitarios que abandonaron sus apuntes en las residencias de estudiantes tras la declaración del estado de alarma no podrán recogerlos hasta que el Ministerio de Sanidad autorice este tipo de traslados.

En una entrevista en la Cadena Ser, Castells ha revelado cuál es uno de los problemas al que se enfrentan los alumnos por culpa de la crisis sanitaria: «Cuando empezó el estado de alarma y se fueron alegremente con sus familias, hogar de referencia o lugares más divertidos, se dejaron abandonados en sus residencias o pisos los portátiles, apuntes, libros… Todo lo que necesitan para preparar los exámenes. Problemita, ¿cómo los van a preparar sin lo que se dejaron allí?».

Para ilustrar esta situación, el ministro ha puesto de ejemplo el caso de una estudiante de Talavera de la Reina con la que intercambia correos electrónicos a diario. La alumna, de la Universidad Complutense de Madrid, se dejó su portátil porque en su domicilio de Talavera de la Reina pensaba trabajar con el ordenador de su padre, que resultó estar estropeado.

Al tener conocimiento de este tipo de situaciones, Castells preguntó al ministro de Interior, Fernando Grande Marlaska, que le derivó al de Sanidad, Salvador Illa. «La respuesta es que por ahora no. Ya les he prometido [a los estudiantes] que cuando Sanidad lo autorice se podrán desplazar», ha dicho.

Aumento de 100 euros por cada beca

Este jueves, además, Castells ha anunciado que el Gobierno estudia incrementar en 100 euros la cuantía de cada beca al estudio para el próximo curso, una medida que requiere el visto bueno definitivo del Ministerio de Hacienda. Además, Castells ha adelantado que la próxima semana presentará, en una comparecencia conjunta con la ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá, el nuevo decreto de becas y ayudas al estudio.

«Parece poco, pero 100 euros multiplicado por el número de becas es una cantidad considerable. 100 euros para muchos jóvenes en una cantidad relativamente importante, aunque de algún sitio se tendrá que sacar, y todo se tiene que mantener dentro de márgenes presupuestarios razonables», ha expuesto Castells durante su comparecencia este jueves en el Congreso de los Diputados.

El Ministerio de Universidades y el Ministerio de Educación y Formación Profesional llevan semanas ultimando las modificaciones del decreto de becas del próximo curso. Entre ellas, se eliminará el requisito académico para solicitar estas ayudas, y los criterios se basarán únicamente en el nivel de renta del solicitante, ha recordado Castells en la Comisión de Ciencia, Innovación y Universidades.

Durante la comparecencia en el Congreso, Castells ha avanzado que el Gobierno extenderá el umbral más bajo de renta para ser beneficiario de las ayudas, algo que «amplía extraordinariamente el número de personas» que podrá acceder a estas becas que concede el Ministerio de Educación y Formación Profesional. «Este umbral de renta no se actualizaba desde 2010, imaginen lo que se ha cambiado desde entonces», ha apostillado Castells.

Como ya había adelantado a finales de abril, Castells ha dado por hecho este jueves la eliminación del requisito académico para conseguir beca, de tal forma que se podrá optar a ellas con un aprobado. «Pensamos que es un derecho subjetivo para que nadie se quede sin ir a la universidades por razones de carencias económicas», ha explicado.

Te puede interesar

Comentar ()