El Ayuntamiento de Madrid ha abierto hoy a primera hora de la mañana los parques pequeños de los distritos, mientras que por «prudencia» y para evitar aglomeraciones, se mantendrán cerrados los 19 parques de mayor tamaño. Por tanto, hasta que no se adopte una nueva decisión, no serán accesibles todavía los parques más emblemáticos de Madrid como el Retiro, la Dehesa de la Villa, la Casa de Campo o Madrid Río. También permanecerán cerradas las áreas deportivas y los espacios de juego infantiles.

La vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, adelantó esta decisión en la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno, en la que compareció junto al alcalde José Luis Martínez-Almeida y la portavoz municipal, Inmaculada Sanz. La decisión de abrir los parques pequeños obedece a la postura de ir poco a poco «y de no dar el siguiente paso antes de evaluar el anterior», señaló la vicealcaldesa. Por el momento no hay fecha para reabrir los grandes parques, que son sobre todo de estancia y no únicamente de paseo, según Villacís.

“Vamos a ir abriendo Madrid progresivamente y de una forma quizás más pausada pero más controlada, por prudencia”, agregó Villacís, quien señaló que el Ayuntamiento es “permeable” a la reacción de la ciudadanía y que si es prudente, como al inicio del confinamiento, la apertura de zonas verdes estará más próxima. En caso contrario «será más tarde”, advirtió. El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, aclaró después que si el próximo lunes Madrid finalmente pasa a la fase 1 de la desescalada, el Gobierno municipal será «flexible» con la decisión de no abrir los grandes parques de la ciudad.