Un preso interno de 72 años de la cárcel de Soto del Real ha fallecido en el patio del módulo en el que guardaba aislamiento conforme al protocolo del coronavirus tras tener una comunicación ‘vis a vis’, han informado a Europa Press fuentes penitenciarias.

La autopsia determinará la causa del fallecimiento del preso, de origen iraquí y con nacionalidad española. Todo apunta a que podría haber sufrido un paro cardiaco.

Se trata del preso Salman M., quien fue detenido en noviembre de 2019 en el marco de una operación contra el yihadismo y acusado de enviar dinero a Siria para el retorno de los terroristas de DAESH conocidos como ‘foreign fighter’.

Se desplomó de manera súbita

Al parecer, el reo se encontraba en solitario en el patio del módulo de aislamiento, cuando ayer se desplomó de manera súbita. El interno mantuvo días antes un ‘vis a vis’, por lo que debía guardar una cuarentena de 10 días como fija el protocolo Covid.

El interno de avanzada edad, se encontraba clasificado en Primer grado de tratamiento, «no tanto por su trayectoria penitenciaria, sino por el alcance de sus delitos».

Se da la circunstancia de que hace menos de una semana, otro interno preventivo falleció en este mismo penitenciario durante el transcurso de la cena por posible paro cardiaco.