Sociedad

Desmadre en el macrobotellón de la Ciudad Universitaria en Madrid

Botellón en Ciudad Universitaria (Madrid) a 18 de septiembre de 2021

El Independiente

La Ciudad Universitaria de Madrid ha albergado el macrobotellón más concurrido de la pandemia. Un desmadre con cerca de 25.000 jóvenes que se concentraron para dar la bienvenida al nuevo curso universitario de manera masiva en los alrededores de la Biblioteca Zambrano y de la Facultad de Derecho de la Universidad Complutense sin que los agentes de Policía Nacional y Policía Municipal pudieran hacer nada por evitarlo.

Las imágenes tomadas por El Independiente muestran el descontrol que ha reinado en la zona, pese a que efectivos del Cuerpo municipal esgrimieron a este medio que «aquí no ha pasado nada, está todo controlado». Los agentes de la Policía Nacional consultados en pleno botellón junto al edificio de la Facultad de Derecho decidieron no dar detalles sobre su actividad, aunque cuando fueron alertados sobre una pelea a botellazos a pocos metros de su posición un agente se resignó a comentar un hecho demoledor a su superior: «Sin refuerzos no podemos hacer nada».

El macrobotellón ha sido convocado mediante «mensajes de Whatsapp por los grupo de la universidad», tal y como han revelado varios de los participantes en la fiesta.

La quedada marcaba las 22 horas como hora de inicio. En torno a las 3.30 horas de la madrugada, la cuesta de la calle Ramiro de Maeztu acumulaba a un gran número de colegiales que regresaban a sus residencias; sin embargo, el epicentro del macrobotellón se localizaba a poco más de 700 metros, en la Facultad de Derecho.

Los allí presentes, como se aprecia en las imágenes, continuaban con su festejo ajenos a la escasa presencia policial: un furgón, cuyos agentes -ataviados con casco y con el escudo a mano-, sólo podían contemplar con impotencia la escena, así como un vehículo del SAMUR.

Las mareas de jóvenes caminaban en ambas direcciones por la Avenida de la Complutense -donde se encuentra la boca de metro de Ciudad Universitaria-, mientras se intensificaba el ajetreo de furgones de Policía Nacional, coches de Policía Local, ambulancias y vehículo de VTC. Asimismo, cabe destacar que al menos tres autobuses de empresas privadas se marcharon del macrobotellón repletos de ocupantes, lo que indica la premeditación del evento.

El área de Ciudad Universitaria ha quedado repleto de suciedad, con una gran acumulación de bolsas y botellas de plástico, vidrio, vómitos y restos de micciones. El aparcamiento y la explanada frente a la Facultad de Derecho presentaba un aspecto especialmente preocupante.

Restos del botellón frente a la esplanada de la Facultad de Derecho de la Universidad Complutense de Madrid
Restos del botellón frente a la explanada de la Facultad de Derecho de la Universidad Complutense de Madrid El Independiente

La Policía Municipal estuvo por la zona desde pasada la medianoche hasta las siete de la mañana, pero sin un aviso previo de la Universidad y sin el correspondiente operativo preparado, «disolver a unas 25.000 personas es una tarea casi imposible», afirman las fuentes en declaraciones a EFE. Por eso, las labores de vigilancia y control se centraron en evitar incidentes, sobre todo, en los viales y en el entorno del Metro.

Aunque apenas se ha ampliado información acerca de las intervenciones por parte de los servicio de asistencia sanitaria, El Independiente ha sido testigo de lanzamiento de botellas y varios enfrentamientos. El más violento se ha producido frente a la Facultad de Ciencias Biológicas de la Universidad Complutense de Madrid en la calle de José Antonio Novais, cuando dos chicos retrocedían mientras varios les intimidaban siendo espoleados por otros acompañantes al grito de «dale un navajazo ya».

El acontecimiento cobra mayor gravedad dada la pandemia del Covid. Pese a los datos del Ministerio de Sanidad publicados hoy donde la incidencia es la más baja desde agosto de 2020, España aún se encuentra en riesgo medio de transmisión del coronavirus.

Te puede interesar

Comentar ()