Sucesos

Piden cuatro años de prisión por provocar un accidente en el que murieron tres jóvenes en 2018

Los hechos se produjeron debido a que el acusado circulaba a velocidad excesiva y sin prestar la mínima atención a la conducción

Juzgados de Oviedo

Juzgados de Oviedo EP

La Fiscalía del Principado de Asturias solicita 4 años de prisión y pérdida de la vigencia del carné de conducir para un acusado de un accidente de tráfico en julio de 2018 en Cangas del Narcea, en el que fallecieron tres jóvenes. El Ministerio Fiscal considera que el siniestro se produjo porque el acusado, que entonces tenía 18 años, circulaba a velocidad excesiva y sin prestar la mínima atención a la conducción.

La vista oral está señalada para este viernes, 30 de abril de 2021, en el Juzgado de lo Penal número 1 de Oviedo, a las 09.30 horas. El Ministerio Fiscal sostiene que, sobre las 19.45 horas del día 15 de julio de 2018, el acusado circulaba por la carretera AS-15 en dirección a Cangas de Narcea, conduciendo el vehículo marca Citroën Xsara.

Al llegar al kilómetro 53,800, a la entrada de una curva a la derecha según el sentido de su marcha, el acusado invadió el carril contrario en el momento en que circulaba correctamente y en sentido contrario el vehículo Renault Kangoo, conducido por su propietario quien pese a apartarse a la cuneta no pudo evitar ser acometido por el vehículo conducido por el acusado.

El accidente se produjo en una zona con la calzada ligeramente mojada, en buen estado de conservación y rodadura, con doble sentido de circulación y una anchura para cada carril de 3,50 metros separados por línea central continúa, con arcén no delimitado por encontrarse en obras, con señalización vertical de advertencia por existir una sucesión de curvas e indicación de velocidad máxima aconsejable de 60 kilómetros por hora y vertical de prohibición de adelantar.

Los hechos se produjeron debido a que el acusado circulaba a velocidad excesiva y sin prestar la mínima atención a la conducción. Tras el golpe, el acusado salió despedido de nuevo hacia la carretera y rebotó contra la valla de protección del margen derecho hasta quedar detenido en el medio de la carretera.

El conductor del Renault Kangoo contra el que chocó el acusado, resultó con lesiones consistentes en contusión pulmonar derecha, hemotórax derecho y dorsalgia postraumática.

En el vehículo conducido por el acusado que resultó herido, viajaban otras cuatro personas, dos chicos y dos chicas. Uno de los chicos resultó herido y tardó 33 días en curar, el resto fallecieron. El chico nacido el 20 de mayo de 1998, de 20 años, sufrió shock traumático primario con hemorragia torácica masiva y traumatismo torácico con rotura cardiaca y aórtica, que provocaron su fallecimiento.

Las dos chicas también perdieron la vida. Una de ellas, de 18 años, que sufrió hematoma intraparenquimatoso de cerebro talámico izquierdo y edema cerebral traumático, así como posterior parada cardiorrespiratoria que provocó su fallecimiento. Y la otra mujer, de 21 años, que sufrió traumatismo primario con hemorragia torácica masiva y traumatismo torácico con rotura de arteria aorta torácica y bazo, lo que provocó su fallecimiento.

La Fiscalía considera que los hechos son constitutivos de tres delitos de homicidio por imprudencia grave del artículo 142.1, párrafos primero y segundo del Código Penal, y dos delitos de lesiones por imprudencia grave del artículo 152.1.1º y párrafo cuarto del Código Penal, todos ellos en concurso ideal.

Por ello solicita que se condene al acusado a 4 años de prisión, inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de condena y privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores durante 6 años, lo que comporta la pérdida de vigencia del permiso.

En concepto de responsabilidad civil, el Ministerio Fiscal solicita que el acusado abone más de 170.000 euros en indemnizaciones a los familiares de las víctimas.

Te puede interesar

Comentar ()