Apple está de celebración. El Iphone, el producto estrella de la compañía -supone ya el 63% de sus ingresos– que ha cambiado la forma en que nos relacionamos cumple 10 años. El 9 de enero de 2007, el nacimiento del Iphone marcó un antes y un después, pero no sólo en el mundo de la telefonía móvil. Durante su década de vida, se ha convertido en referencia por sus innovaciones, que han intentado hacernos la vida más fácil y ha cambiado incluso nuestra conducta.

Si el teléfono móvil ya supuso un cambio en la forma de comunicarnos, el Iphone llevó a cabo otra revolución. “Tienes juegos, televisión e incluso puedes visitar el Louvre. Y todo con un aparato que llevas encima y te cabe en el bolsillo. Sin olvidar que tienes acceso a todas las noticias del mundo”, enumera Enrique García Huete, psicólogo clínico y director de Quality psicólogos. En su opinión, el cambio en los dispositivos móviles ha influido en todos los ámbitos, desde el académico, hasta el comercio y el amor. “Se han creado estilos nuevos de cortejo. Ha cambiado la forma de enamorarnos. Ahora, con las aplicaciones para encontrar pareja puedes enamorarte a través de internet y cortar una relación por Whattsap”, explica. En la actualidad, el mercado está repleto de smartphones con pantallas táctiles, pero la compañía de la manzana fue pionera en su uso.

El cambio en los dispositivos móviles ha influido en todos los ámbitos de la vida

Ver un smartphone en el pupitre de un alumno ya se ha convertido en algo habitual. Los estudiantes pueden acceder a contenidos académicos desde su dispositivo móvil e incluso guardar en ellos los apuntes, pero su mal uso también puede influir en un menor rendimiento escolar, según el psicólogo. “Pero no porque no tengan capacidad, sino porque dejan para mañana lo que pueden hacer hoy, porque lo tienen todo al instante: un partido de fútbol, una serie…”. Por otro lado, la gente sabe más de geografía que antes, en palabras de García Huete. «Si vas de viaje ya te encargas con el móvil de buscar qué ver, qué hacer… y todo sin haber llegado aún», apunta.

El acceso a diccionarios y enciclopedias se ha multiplicado desde hace una década. Si antes apenas se consultaba la enciclopedia de casa, el buscador Safari ha sido la salvación de más de uno en plena discusión de bar. La instantaneidad a la hora de resolver dudas es uno de los puntos fuertes de los teléfonos inteligentes.

También el comercio electrónico se ha visto impulsado. Aunque todavía hay quien prefiere palpar un producto antes de adquirirlo, «para la gente ya es habitual comprar a través del móvil». ¿Y quién no le ha consultado a Siri alguna vez o le ha dado una orden de búsqueda? En lugar de teclear, podemos acceder a aplicaciones usando sólo la voz.

Nativos digitales

Si tiene un niño pequeño, seguro que más de una vez le ha pedido el móvil para ver un vídeo o para acceder a algún juego. No se ha realizado aún ningún estudio longitudinal sobre el desarrollo de los menores que han nacido con un móvil bajo el brazo, pero mientras los más mayores todavía se están adaptando a las nuevas tecnologías «los niños ahora aprenden a usar el dedo antes que a hablar», apunta García Huete. Si entra en su App Store podrá encontrar infinidad de juegos para que se entretengan los más pequeños y aplicaciones pensadas para ellos. Esta nueva generación ya tiene nombre. Son los «nativos digitales», según los expertos.

Haciendo balance, el cambio que ha supuesto el Iphone, así como el resto de teléfonos inteligentes, es positivo, según el psicólogo, pero advierte de las “perversiones” que conllevan. “Es muy fácil volverse adicto y a muy corto plazo”, apunta. Además, recuerda el fenómeno Hikikomori (apartarse, estar recluido), que hace un tiempo sólo se veía en Japón, pero ya se conoce un caso en España. «Es un joven que no sale de su habitación, sólo quiere estar frente al ordenador o con su móvil relacionándose con la gente, pero sin salir de casa», explica García Huete, y advierte de que el riesgo de adicción es mayor cuanto antes se empiece a usar el dispositivo.

Con el Iphone 7 recién salido al mercado y con el 8 ya en mente, todavía queda por ver qué novedades seguirá aportando la compañía de la manzana y cómo pueden influir en nuestro día a día.