Cerca de 15.000 personas se mordieron el labio y mataron las ganas de escuchar al tipo del sombrero y camisa estampada, después de un cronometro de diez minutos. Diez minutos para ese sol naciente que iluminaría al WiZink Center como al lejano oeste, y diez minutos para el susurro de un Je t’aime que hizo que la banda entrara al escenario. Y él también. Tocando los primeros acordes de un Terriblemente cruel que daba por comenzado el concierto de su quinto álbum de estudio en solitario, Cuando te muerdes el labio tour.

José Miguel Conejo (Madrid, 1980), alias Leiva, prometió repetir la misma fiesta que el miércoles en el enclave madrileño. Y lo hizo. “¡Buenas noches, Madrid! Estamos muy nerviosos e ilusionados, hace mucho tiempo que no hacíamos esto. Es conmovedor pensar que hace apenas un año cada uno se estaba buscando la vida como podía y hoy hemos vuelto. Es increíble que sigáis ahí abajo con esa fidelidad. Nunca nos acostumbraremos”, decía el cantante agradecido, a la par que alentaba «a disfrutar».

El cantante Leiva en su concierto en el Wizink Center de Madrid este domingo. El Independiente

El madrileño no dejó que cayera la euforia del público totalmente entregado a un concierto de cerca de dos horas y una sucesión de éxitos como Animales, No te preocupes por mí, Cómo lo tienes tú o la Estrella Polar, que solo los fieles seguidores de Pereza reconocieron al instante. Pero lejos de quedarse ahí, el artista protagonizó un emotivo momento que dedicaba a su madre -allí presente-, por su cumpleaños. “Hoy es un día importante para mi corazón. La persona que más quiero en el mundo, el amor de mi vida cumple años. Felicidades, mamá”, decía emocionado.

En el último cuarto del concierto, La Llamada -canción por la que ganó el Goya a Mejor Canción Original en 2018 por la película de los Javis- se hizo notar. El madrileño punteó su guitarra tan fuerte como lo hizo después con Como si fueras a morir mañana o “la más bonita que ninguna y la que ponía a toda la peña de pie”, Lady Madrid, el himno de la que es su ciudad natal y el tema con el que Leiva se despidió prometiendo volver pronto, “como los buenos cantantes”. 

Desde la disolución en 2012 de Pereza, Leiva inició una trayectoria en constante ascenso que le ha permitido lanzar con gran acogida comercial Diciembre (2012), Pólvora (2014), Monstruos (2016) y Nuclear (2019), que fue número 1 en España. La próxima parada para el artista será Barcelona: el músico tocará el 10 de junio en el Festival Cruïlla.