La película Alcarràs, dirigida por Carla Simón, ha completado una noche mágica con la obtención del premio Gaudí a la Mejor Película en lengua catalana, una de las 12 nominaciones que había conseguido en la XV gala de los galardones que concede la Academia del Cine Catalán.

El filme competía con El fred que crema de Santi Trullenque, Nosaltres no ens matarem amb pistoles de Maria Ripoll, y Suro de Mikel Gurrea.
Con guión de la propia Carla Simón y de Arnau Vilaró, “Alcarràs” cuenta la historia de la familia Soler, que después de ochenta años cultivando la misma tierra se tiene que enfrentar a una amenaza que puede acabar con la tradición familiar agrícola.

La productora de cine María Zamora, acompañada de toda la «familia» de la película, ha agradecido la acogida que ha tenido Alcarràs entre el público, y ha asegurado que ese éxito ha demostrado que «la lengua no es una barrera, sino una riqueza cultural».

A su vez, en una «noche triste» como esta por la muerte del cineasta Agustí Villaronga, ha aprovechado para defender, como hizo el mallorquín, un cine «diverso, inclusivo y feminista».