Las calles del mundo se están vaciando por culpa del coronavirus que se ha extendido desde China al resto del mundo. Los gobiernos, para frenar su expansión, están confinando en casa a sus ciudadanos, una situación que está dejando unas imágenes que no habíamos visto antes. Ignacio Pereira sí las había visto antes, de hecho las tuvo en su mente y las trasladó a la realidad por medio de una «laboriosa técnica digital». Un trabajo que «se ha convertido en profético», cuenta a El Independiente. Desde hace años fotografía lugares del mundo donde vacía sus calles de personas dejando imágenes que el mismo, asegura, «no consideraba posibles». Pero la su visionaria serie incluye hasta fotos del Congreso vacío con un Pedro Sánchez solitario, una imagen que esta semana ha estado cerca de producirse.

«Mi objetivo con estas fotos era contar la soledad en las grandes ciudades, contar que siempre estamos rodeados de gente pero estamos solos y ahora todo ha dado la vuelta. En sus fotos siempre hay una persona solitaria, una historia sola. Aunque siempre había quien lo veía con un punto apocalíptico», asegura. Las fotos que hizo de todo el mundo se están haciendo realidad, en ciudades como Londres, Tokio, Rom, Estambul, Estambul y, por supuesto, Madrid. «Nunca llegué a pensar que se hiciera realidad. Yo siempre decía que era imposible vaciar una ciudad y de repente todo ha dado un giro total». Él que elimina a las personas de sus fotos con una laboriosa técnica digital se encuentra que «con un sólo clic se puede hacer».

Realidad y ficción

Que la realidad supere a la ficción no trastoca su proyecto. «Al contrario, porque mucha gente me está pidiendo material y están generando más interés y los seguidores se están disparando por Instagram«, asegura. Hemos repasado algunas calles que Pereira vació con su trabajo fotográfico para compararlas con la realidad que ha creado el coronavirus.