Historia

Fallece con 92 años Noah Klieger, uno de los últimos superviviente de Auschwitz

logo
Fallece con 92 años Noah Klieger, uno de los últimos superviviente de Auschwitz

Noah Klieger durante su visita a Madrid. Musealia

Resumen:

El periodista franco-israelí superviviente del campo de concentración y exterminio de Auschwitz Noah Klieger (Estrasburgo, 1926) ha fallecido hoy a los 92 años de edad. A principios de este año Klieger visitó la exposición Auschwitz. No hace mucho. No muy lejos para dar testimonio del Holocausto.

Con 13 años, participó en la formación de un movimiento sionista juvenil clandestino que ayudó a salvar a más de 270 judíos del Holocausto. Tras ser apresado y trasladado desde el campo de tránsito de Mechelen a Auschwitz en 1943, Noah logró convencer al doctor Mengele y otros médicos de que aún podría ser de utilidad al Tercer Reich, a pesar de su débil estado de salud. Más tarde, consiguió esquivar la cámara de gas al hacerse pasar por boxeador e ingresar en el equipo de prisioneros que servían de entretenimiento a los oficiales nazis.

Poco antes de la liberación de Auschwitz por los soldados soviéticos fue enviado al campo de Mittelbau-Dora, donde una vez más logró engañar a la SS para salvar su vida y desde donde el 4 de abril de 1945 fue obligado a marchar, sin descanso, en una marcha de la muerte de diez días en dirección al campo de Ravensbrück, donde fue liberado el 29 de abril.

Tras el fin de la guerra, Klieger estudió periodismo y se dedicó a cubrir los juicios a los nazis en Bélgica, Francia y Alemania. Además se convirtió en inmigrante ilegal en 1947 tras embarcarse en el famoso barco Exodus. A lo largo de su trayectoria también fue presidente del club de baloncesto Maccabi Tel Aviv y presidente del consejo de medios de la FIBA. En 2010 fue galardonado con la Orden de Mérito de FIBA y en 2012 se convirtió en Caballero de la Legión de Honor.

Noah Klieger fue el invitado de honor y orador principal en ceremonia conmemorativa del Holocausto de las Naciones Unidas en enero de 2017.

“Con el paso del tiempo, cada vez quedan con vida menos supervivientes que cuenten a las nuevas generaciones su experiencia durante el Holocausto, cómo el odio, el antisemitismo y el racismo pueden llevar a un pueblo a cometer atrocidades como las cometidas en Auschwitz” destacó Luis Ferreiro, director de la exposición, que ya ha superado los 500.000 visitantes en el Centro de Exposiciones Arte Canal de Madrid.

Durante su última visita a España, Klieger, que ingresó en Auschwitz como prisionero en 1943, destacó que durante su encierro en el campo su objetivo principal fue sobrevivir para contar lo que ocurrió a “tanta gente como pueda” con el fin de “convencer a alguien de no actuar de aquella manera, no odiar y mucho menos matarlas”, ante las cerca de 250 personas que abarrotaron el auditorio de la Fundación Canal para asistir a la conferencia “Auschwitz en primera persona” celebrada en el marco del programa cultural de la exposición.