Salud | Vida Sana

Alemania reinstaura cuarentenas tras un brote seis veces más grande que el de Pekín

Fábrica de Tönnies en Rheda. WIKIMEDIA

Las autoridades alemanas han puesto a miles de personas en cuarentena en la región de Renania del Norte-Westfalia tras la detección de un gran brote de coronavirus en un matadero industrial. Se han detectado al menos 657 casos en tres días en una fábrica de la empresa Tönnies en Rheda-Wiedenbrueck. Multiplica por seis el tamaño del brote detectado en el mercado de Xinfadi, en Pekín, que también ha puesto en máxima alerta a las autoridades chinas.

Alemania ha decidido cerrar los colegios de la zona y establecer el confinamiento para cerca de 10.000 personas. Según informa la agencia DPA, el matadero afectado es uno de los principales del país y el freno a su actividad podría alterar hasta el 20% de la cadena de distribución cárnica en el país.

Sven-Georg Adenauer, nieto del ex canciller Konrad Adenauer y administrador del distrito de Gütersloh (cerca de Bielefeld, en el noroeste del país), ha señalado que el brote afecta prácticamente a todos los empleados de la empresa. Muchos de ellos comparten pisos y otro importante porcentaje tiene hijos en edad escolar, lo que ha propiciado el cierre total de las escuelas infantiles de la región, que se mantendrá ya hasta la vuelta de las vacaciones.

Sigue activo también el brote que afecta al barrio de Neukölln, en Berlín, que se eleva a 70 casos confirmados y mantiene en cuarentena de varios cientos de familias repartidas en siete bloques.

Alemania ha registrado 345 positivos en las últimas horas, aunque el protocolo marcado por el Gobierno y los lander establece que se reactivarán medidas de control social si alguna zona supera una incidencia acumulada de 50 casos por 100.000 habitantes, un ratio que se ha excedido sobremanera en el brote del matadero de Renania.

Comentar ()